Triumph Tiger 1200

Tiger 1200
Alt. Asiento 850 mm
Cilindrada 1.160 cc
Potencia 150 CV
Segmento Trail
Carnet A
Precio 0

El auge de la oferta trail ha empujado a la firma británica a no solo perfeccionar su gama de alta cilindrada, sino también a diversificarla todavía más con nuevos modelos equipados al más alto nivel para afrontar cualquier tipo de aventura que se te ocurra… No en vano, estas especialísimas Tiger llevan el apellido Explorer (GT Explorer y Rally Explorer) con depósitos de combustible de nada menos que 30 litros, por si los de 20 del resto de integrantes de la familia “atigresada” no te resultan suficientes.

Así pues, nos encontramos ante las Tiger 1200 más capaces y divertidas jamás producidas en las dependencias centrales de Hinckley. La familia queda como sigue: saga asfáltica Tiger con las 1200 GT, 1200 GT Pro y 1200 GT Explorer, y saga campera 1200 Rally con las Rally Pro y Rally Explorer.

Encontramos como principal diferencia entre ambos grupos, asfálticas y todoterreno, el equipo de llantas elegidas. Mientras las GT se decantan por llantas de aluminio de 19 y 18 pulgadas respectivamente en el tren delantero y trasero, las Rally prefieren usar llantas de radios con diámetros más adecuados para una conducción off road, 21” delante y 18” detrás. A su vez, destaca también la opción mencionada de hacerte con los servicios de una Tiger con un enorme depósito de 30 litros, unidad que se verá montada en las versiones Explorer de la GT (asfáltica) y Rally (todoterreno).

Pero si la parte ciclo es importante a la hora de diversificar y especializar el comportamiento de la saga Tiger, no puede pasarse por alto el esfuerzo realizado por la firma británica a la hora de recortar el peso del conjunto. Si bien el trabajo ha sido progresivo y generalmente enérgico desde la aparición de las primeras Tiger, es ahora donde se ha dado un paso hacia delante de gigante con un ahorro de hasta 25 kilos. Y es que nos encontramos ante la Tiger 1200 más compacta y “recogida” de la historia, donde un metódico ejercicio de estilo junto con el análisis de los materiales empleados ha dado como resultado un recorte considerable de peso y dimensiones.

El chasis es de nueva factura, ahora más ligero (5,4 kg menos) con el subchasis de aluminio y estribos del pasajero atornillados a la estructura principal. A su vez, el basculante Tri-Link de tres brazos (abandona el monobrazo clásico de las grandes Tiger) también es de nuevo diseño, incidiendo no solo en una robustez superior debido a un mayor número de apoyos, sino también aportando su granito de arena en la reducción total del peso. Otro de los efectos lo encontramos en una ergonomía revisada, más adecuada para todo tipo de público que puede acomodarse a los mandos igual de bien tanto para rodar sentado, como para hacerlo de pie en pilotaje off road, en gran parte por el nuevo asiento más estrecho en la zona delantera en contacto con el depósito, este también más compacto aquí. Ayuda además del rediseño del asiento la posibilidad de ajuste en altura dentro de un rango de 20 mm, aunque en caso de necesitar una reducción máxima se puede conseguir otra unidad específicamente ideada para ello como opción.

Como mandan los cánones del maxitral contemporáneo, se impone el empleo de suspensiones semiactivas, en este caso firmadas por Showa. En el terreno de la frenada, esta se confía al gigante del sector Brembo equipando las preciosas pinzas monobloque de anclaje radial Stylema. Una plataforma inercial IMU aporta la recogida de datos y su tratamiento para ayudar al piloto en frenadas críticas mediante ABS en curva. En el apartado tecnológico destaca a su vez el empleo de un nuevo sistema de radar de proximidad desarrollado junto a Continental, una pantalla TFT de 7” con conectividad “My Triumph”, hasta 6 modos de motor entre preconfigurados y ajustables, llave de proximidad, asistencia al arranque en pendientes (excepto GT), control de presión de los neumáticos, iluminación LED DRL totalmente nueva con faros adaptativos, etc. Un equipamiento que puede ser exclusivo o venir montado de serie en función del modelo entre los cinco disponibles en total.

Otra de las novedades que serán bienvenidas la encontramos en el tricilíndrico denominado T-plane, y no porque el anterior nos pareciese muy mejorable. En realidad, Triumph se ha centrado en ofrecer un propulsor más compacto y potente que ayude a suavizar y estilizar las líneas del conjunto. Dicho y hecho. La nueva planta motriz es capaz de desarrollar 150 CV a 9.000 rpm, lo que supone un incremento de 9 CV respecto a la 1200 anterior, mientras que el aumento en par se cifra en 8 Nm al ofrecer ahora 130 Nm a 7.000 vueltas. Las órdenes de encendido y calado del cigüeñal (180, 270 y 270 grados) se han modificado para aportar el carácter de tracción total proveniente de un teórico bicilíndrico a bajas revoluciones, mientras que en la zona alta la rabia del tricilíndrico habla por sí sola, aportando solidez, tacto inmediato y “potencia bruta” más que suficiente en conducción deportiva sobre asfalto que recordaría al de un «tetra».

El listado de piezas nuevas que aporta el tricilíndrico es interminable, comenzando por las medidas internas de la cámara de combustión, la culata, el cigüeñal, un radiador doble, el embrague y o el propio cambio junto con la transmisión final (cardan más robusto y ligero), lo que denota lo profundo de su reestructuración. Y ya que hablamos del cambio, el sistema Triumph Shift Assist permite subir y bajar relaciones sin tocar el embrague, si bien se trata de un “gadget” ofrecido como accesorio en la Tiger 1200 GT (de serie en el resto). Otros accesorios para la 1200 GT que puedes encontrar de serie en el resto de la gama en función de cada modelo son, por ejemplo, puños y asientos calefactables, caballete central, faros adaptativos o control de presión de los neumáticos entre otros muchos elementos. En cambio, sí vemos montados de serie en todas el nuevo display TFT con conectividad exclusiva, piñas retroiluminadas, toma de corriente USB bajo el asiento con espacio para guardar pequeños objetos, etc.

Información y pruebas

Exprime tu aventura: todas las Triumph Tiger 800 y 1200 ahora con maletas de regalo

Triumph pone en marcha la promoción «Exprime tu aventura» por la que todo aquel que adquiera una Triumph Tiger 1200 o Tiger 800 antes de finales de marzo, se la llevará equipada con el kit de maletas Expedition gratis. Las Triumph Tiger 1200 son unas motos concebidas para los amantes del trail y se caracterizan