SYM Symphony 125 SR

Deportivo y juvenil, con ruedas altas de 16-, plataforma plana, brillantes prestaciones ciudadanas, equipamiento -racing-, buen confort, calidad -europea-, bajo consumo y emisiones, gran capacidad de carga y atractivo precio anti-crisis. Esta es la tarjeta de presentación del nuevo SYM Symphony 125 SR.

Publicado el martes 04 de enero de 2011




La firma SYM se hace eco de la buena acogida que tuvo el Symphony 125 S en el mercado y añade la versión SR, modernizada y rejuvenecida tanto desde el punto de vista técnico como estético. Su objetivo es atraer a l público joven que desea un scooter de tamañao medio, práctico, ligero y compacto para su día a día en la ciudad. Esta nueva imagen que presenta es fruto de diseñadores italianos que han conjugado líneas prominentes y angulosas, de frontal penetrante, con pantalla ahumada y laterales en fuga, intermitentes integrados en la carrocería y toques -design- -costuras del asiento en color rojo-. Tampoco se han olvidado de incluir llamativos detalles deportivos como los discos wave en llantas de cinco radios de acabado en negro. El conjunto resultante es muy atractivo.





En el aspecto dinámico cumple con creces las expectativas para satisfacer los desplazamientos del ciudadano. La manejabilidad y sus brillantes aceleraciones en arrancada y en recuperación a medio régimen, le sitúan en inmejorable posición para moverse a sus anchas entre la densidad del tráfico urbano. Desde el punto de vista práctico se agradece su generosa capacidad de carga repartida a lo largo de todo el vehículo. Este es su lado más amable y funcional para moverse con los pertrechos habituales sin limitación de espacio. La plataforma plana, el gancho central, la parrilla de aluminio con opción de -top case- y el generoso cofre bajo el asiento, sin omitir la guantera, dan opción a llevar consigo cuanto sea necesario para la jornada estudiantil, profesional o lúdica. Pero, además y por encima de esas virtudes prácticas, son muy destacables sus briosas respuestas y su ágil comportamiento para moverse con brillantez en la complicada jungla urbana dominada por riadas de coches. Los jóvenes disfrutarán a sus mandos. El nuevo Symphony con llantas de 16- tiene holgadas virtudes para triunfar y, por si no fuera suficiente, luce un escandaloso precio de lanzamiento de 1.799 e, con seguro gratuito durante un año.



En marcha

Agilidad y brío están en el ADN del Symphony 125 SR como estandartes de su eficacia y versatilidad ciudadana. El motor empuja con rotunda decisión desde parado, propiciando raudas arrancadas de semáforo al estilo Pedrosa -salvando diferencias, claro está- que se ven secundadas por no menos brillante recuperación a medio régimen. Nunca quedará en entredicho por las respuestas de motor, una de sus principales virtudes dinámicas perfectamente secundada por la agilidad para moverse y hacer los quiebros obligados en la densidad circulatoria. Las cotas de dirección y la comedida sección de sus neumáticos resultan de perfecto equilibrio para conferirle gran manejabilidad a la par que agarre y estabilidad en tramos rápidos y sinuosos fuera de la ciudad. La posición de conducción cumple con los cánones de la ergonomía adecuada a los scooter compactos de tamaño medio y las suspensiones -especialmente la trasera- aseguran un buen confort de marcha incluso sobre adoquinado.

Detalles

Panel de instrumentación combinado analógico y digital con pantalla LCD compartida con la versión -S- y también con el Jet-4. La retroiluminación azul es elegante y legible.





Discos wave y llantas de cinco radios en acabado negro que le confieren un atractivo aspecto -racing-. Muy potente el delantero mordido por pinza de doble pistón. El trasero es modulable y eficaz.





Guantera eficaz con doble espacio a cada lado de la columna de dirección. Al carecer de refrigeración líquida omite el radiador en beneficio de la amplitud de guantera.





Admisión Sistema VIP - Variable Inlet Proces- que actúa mediante doble conducto paralelo de admisión de aire. A baja velocidad, la carga de aire se efectúa únicamente por un conducto específico para bajo régimen. Al aumentar la velocidad se abre el secundario con inmediato efecto en la recuperación a medios tan útil en ciudad. El sistema VIP reduce el consumo y las emisiones contaminantes.

Plataforma plana es sinónimo de capacidad de carga para bultos de considerable tamaño. El pasajero reposa los pies en estriberas plegables para reducir la anchura del conjunto. Caballete doble, central y lateral. Éste se repliega con ayuda de muelle.

Parrilla de aluminio con amplia base de carga. También está prevista para un -top case- y en la estructura lateral adopta formas funcionales como asas para el pasajero también útiles para subir el Symphony al caballete central con mínimo esfuerzo. Cofre para un casco integral o jet y, además, algunos objetos pequeños sueltos. La apertura se efectúa desde un pulsador en el manillar y desde la llave de contacto. En el interior, incorpora un interruptor cortacorrientes como sencillo, pero eficaz, antirrobo.





Óptica multiconvex fija situada en la prominencia del nuevo escudo, a diferencia de la versión -S- que incorpora faro convencional en el manillar, espacio ahora ocupado por el cupolino deportivo ahumado.

Ver ficha técnica del SYM Symphony 125 SR
0