Indian FTR: El valor de lo exclusivo

2022 indian ftr accion apertura
Indian FTR: El valor de lo exclusivo
Santiago Herrero
Santiago Herrero
Indian apuesta a “caballo ganador” con la FTR. Una moto que mezcla la más pura tradición velocística norteamericana con los gustos y deseos europeos, desdoblándose en un total de cinco versiones, cada cual más seductora.

Indian ha conseguido, con la FTR, lo que a otros les ha costado mayor tiempo y esfuerzo: distinguirse como una marca que no solo realiza un tipo de moto, en este caso de claros tintes americanos. Por todos es conocida la tradición custom de la singular marca del “jefe indio”. Sin embargo, en su primer intento por comercializar una moto deportiva que mezcle tradición, dinamismo y versatilidad, el acierto ha sido pleno.

Así, la FTR es una moto que, ya de entrada, parece querer concentrar todas las virtudes mencionadas a través de una estética agresiva y rompedora, directamente extraída de las pistas donde se celebran las más excitantes pruebas de Flat-Track norteamericanas. No hay más que observar lo compacto de las formas entre el falso depósito de combustible (el verdadero se sitúa alojado bajo el puesto de conducción para centralizar las masas) y el asiento a doble altura. La moto queda “cortada” en ese punto, ahondando en una imagen esbelta que denota agilidad y facilidad de pilotaje.

ftr flat track half mile

En medio del conjunto y soportando toda la estructura observamos un chasis tubular que, en función de los colores y versión elegidos, lo podremos encontrar decorado en rojo o negro. Su aportación resulta vital en cuanto al minimalismo que preside la moto, ya que confía en el motor como parte de la estructura al ser elemento portante, de modo que el propio chasis se reduce al máximo para contribuir efectivamente a una imagen esbelta y liviana. A ello deberemos sumar la disposición del basculante, que sigue las líneas de la estructura principal del chasis con un llamativo anclaje lateral del amortiguador.

ftr carbon

Precios, ofertas, fichas técnicas e imágenes de TODOS LOS MODELOS INDIAN FTR 1200

Indian FTR: La calidad es un hecho

No se puede obviar, ya que tratamos la parte ciclo, el excelente trabajo realizado por Indian no solo en la elección de componentes para la suspensión, sino también en la puesta a punto de las mismas. Sachs se encarga de ello con una potente horquilla invertida de gruesas barras totalmente ajustable, mientras que el mencionado monoamortiguador de anclaje lateral y depósito de gas separado, también ofrece el abanico total de modificaciones en compresión, extensión y precarga de muelle, a los que se facilita el acceso gracias a su montaje hacia el exterior de la moto.

2022 indian ftr s amortiguador

Y si hablamos de calidades contrastadas, no podemos obviar el hecho de haber contado con el líder en frenada. Brembo aporta un juego de enormes discos de 320 mm para dotar a la rueda anterior de la máxima firmeza y constancia en detenciones, mordidos por pinzas de cuatro pistones y bomba radial. Atrás, como apoyo necesario en pilotaje deportivo, encontramos un disco de 260 mm con pinza de doble pistón que respaldará, cuando sea necesario, la excelencia del tren delantero, ABS incluido.

Pero nada de esto sería plenamente eficaz sin que la FTR dispusiera de un «calzado» adecuado a las circunstancias. Así, Metzeler dota a esta Indian de neumáticos sport-turismo de alto nivel mediante una pareja de Sportec en medidas 120/70-17 y 180/55-17, el estándar en cuanto a la consecución de un elevado nivel de pilotaje deportivo en carretera pero, al tiempo, un excelente rendimiento en conducción polivalente tanto dentro como fuera de las ciudades.

2022 ftrrcarbon carbonfiber accion

Precios, ofertas, fichas técnicas e imágenes de la INDIAN FTR 1200

El corazón de las bestia

El despliegue tecnológico en cuanto a los componentes empleados para equipar a la Indian FTR tiene un objetivo claramente definido: dotar de las armas necesarias para que el bicilíndrico V-Twin de 1.203 cc y, entre 95 y 123 CV, se exprese con total libertad para realizar un despliegue de potencia inusual en una moto de su estirpe. Los 120 Nm de par a 6.000 rpm no hacen más que confirmar el enorme potencial que es capaz de desplegar el corazón de la bestia, cómo no, refrigerado por líquido para no desperdiciar ni un pequeño porcentaje de su empuje, cualquiera que sean las condiciones medioambientales a las que se enfrente la Indian.

indian ftr accion

En marcha, su comportamiento puede llegar a ser tan estandarizado como el de una naked al uso. A fin de cuentas, su elevado manillar y cómoda posición a los mandos así lo confirman. Sin embargo, el potencial de su motor y una parte ciclo que, como ya hemos descifrado, aporta agilidad y estabilidad a partes iguales, consigue extraer lo mejor de sí misma en ambientes tan hostiles como los recorridos urbanos, con suspensiones fácilmente adaptables al medio y un motor siempre dispuesto a entregar potencia desde bajo régimen, mientras que en carreteras más abiertas y libres de tráfico la FTR simplemente se deja llevar por su ADN deportivo.

El sonido de su motor resulta excitante al máximo, en gran parte debido al estudio realizado por sus ingenieros para dotar a la FTR de un escape tan voluptuoso como atractivo visualmente, mediante una salida elevada y agresiva en su doble silenciador con los colectores a la vista a través del costado derecho. La magia aparece cuando estiramos el V-Twin americano, momento en el que demuestra que, en realidad, no es más que el espejo de las motos provenientes de las carreras norteamericanas de Flat-Track; eso sí, adaptadas al gusto europeo con suspensiones firmes pero eficaces al máximo en conducción deportiva, frenos en los que confiar en fuertes apoyos centrales o laterales, así como una agilidad que permite cambiar el conjunto de un lado a otro con total rapidez y confianza.

ftr rally

Tanto la versión FTR estándar como la Rally pueden ser pilotadas con carné A2, mientras que la nueva incorporación a la familia Championship Edition y la propia Rally, con llanta de 19 en el tren delantero, se desmarcan por dicha medida y la capacidad de esta última por la posibilidad de ser limitada. Las FTR S y FTR R Carbon se acercan más a un público que demanda el esquema estandarizado de una naked por las medidas de sus llantas y neumáticos, siendo esta última la más refinada y exclusiva de la saga. La diversión queda garantizada a sus mandos, sea cual sea tu elección.

2022 indian ftr accion cierre

 

Indian FTR 1200