Botas de moto para verano: caña corta frente al calor

botas verano apertura
Botas de moto para verano: caña corta frente al calor
Santiago Herrero
Santiago Herrero
Las botas de moto para verano se hacen valer de una caña corta para luchar contra el calor. Sé prudente y usa un calzado adecuado a las circunstancias y que las altas temperaturas no te lleven a descuidar la protección en marcha.

Las botas de moto para verano están para eso, para hacer frente al calor sin descuidar un mínimo de protección rodando a los mandos de tu moto. Menos supondría flirtear con el desastre en caso de impacto. Sucede aquí algo parecido a las consecuencias de conducir una moto sin guantes: las extremidades son muy delicadas y la complejidad de su constitución, con multitud de pequeños huesos en rotación, complica todavía más si cabe las consecuencias de sufrir un accidente que les afecte.

Sin embargo, seguimos viendo cada verano a usuarios de la moto rodar sin guantes ni calzado adecuado a los rigores que el calor aporta a la conducción. De acuerdo, el simple hecho de pensar en ponerte una bota “con la que está cayendo” no es fácil, pero precisamente para ello existen modelos diseñados y adaptados a las temperaturas que nos toca lidiar durante los meses de verano, minimizando los riesgos en caso de accidente con zonas estratégicas protegidas de manera adecuada.

botas verano cana media gaerne helium gtx

Precios, ofertas, fichas técnicas e imágenes de TODOS LOS MODELOS DE MOTOS Y SCOOTERS del mercado

Botas de moto para verano: el tamaño de la caña “de más a menos”

Uno de los principales reclamos para el motorista lo encontramos en un calzado veraniego que se nos presenta con una caña más corta de lo habitual en una bota de moto. Con ello conseguimos mayor ventilación y, por ende, una sensación extra de confort que frena el impacto de las altas temperaturas, pero no tanto el de una colisión o “arrastrón” por el suelo. La superficie manda y, a menor tamaño, la protección disminuye.

Lo cierto es que existen botas que pelean en este aspecto para no bajar la guardia en ningún momento, incluyendo el efecto del calor rodando en moto a más de 30 grados de temperatura ambiental, por ejemplo. Existen modelos de turismo que aportan zonas ventiladas para mitigar dichos efectos, pero sin olvidar en ningún momento una protección válida en la zona frontal, la más expuesta y tal vez castigada en un golpe que podría dañar seriamente tanto la tibia como el peroné. Se trata de un tipo de bota altamente recomendable y que, una vez usada, acabas dándote cuenta de que realmente merece la pena rodar convenientemente protegido frente a otros modelos de caña más baja, sin notar en exceso las “molestias” causadas por el tamaño de la misma al aportar una adecuada ventilación.

botas verano dainese dyno pro d1 1

Todas las noticias, novedades y consejos útiles para estar al día

A ello habría que añadir una labor extra de la propia caña: la protección frente al calor despedido del motor. Hay motos cuya configuración se da de bruces con las altas temperaturas que experimentamos rodando, por ejemplo, entre las calles de nuestra ciudad. La baja velocidad o simplemente los coches que nos rodean, impiden disipar el calor producido por el funcionamiento de nuestro motor, castigando de manera directa a las piernas que, a fin de cuentas, son las que más próximas se encuentran a él. Una caña de bota estudiada para evacuar calor no solo conseguirá mantenernos más frescos en estas situaciones, sino que al tiempo consigue ejercer de pantalla frente a la exposición directa del que produce el motor; de otro modo sería casi imposible soportarlo…

botas verano dainese york air phantom red

Botas más ligeras para rodar en moto con calor

Hemos expuesto las razones por las que una buena bota de moto turística de caña media, perfectamente ventilada, aporta lo que necesitamos durante estos días de verano, donde no se descuida ni siquiera la protección frontal en la zona alta del calzado, donde los peligros son idénticos tanto si rodamos con frío como si lo hacemos ahora. Sin embargo, existen otro tipo de botas que arriesgan un poco más, recortando la caña hasta la altura del tobillo, lo que implica el hecho de desproteger la pierna prácticamente al completo.

En caso de emplear una bota así, la recomendación es no hacerlo si sales a rodar en moto fuera de ámbitos urbanos, aunque solo sea porque la velocidad se incrementa y, con ello, el peligro a sufrir serios daños en un accidente. Lo cierto es que si lo que pretendemos es evitar conducir nuestra moto con zapatos o sandalias, ¡qué menos que hacerlo con una bota de caña baja! Este tipo de calzado salvaguarda uno de los huesos más sufridos en caso de abrasión lateral sobre el asfalto: el maléolo. Su contacto con el suelo será inmediato y difícilmente sobreviviría indemne frente a una abrasión constante… hasta detener la inercia provocada por la velocidad a la que se circula que, unida al peso del conjunto, puede llegar a “limar” peligrosamente la zona.

botas verano gaerne g rocket 1

Por tanto, una caña baja sin protecciones laterales de maléolo de poco servirá. Por supuesto, no debes olvidar el hecho de que el resto de la bota aporte los necesarios refuerzos y protecciones frontales, en la puntera, y traseras, en el tobillo. Presta también atención a otros detalles que tampoco deberán pasar desapercibidos, como la resistencia del material empleado o los compuestos de la suela; en el primero de los casos, resulta atractivo ver cómo ciertas botas parecen asemejarse a una zapatilla deportiva en diseño, pero más protegida, lo que no podrá compararse con una bota estándar de piel combinada con zonas ventiladas. En cuanto a la suela, no deja de ser un elemento muy sufrido que poco o nada interviene en la compra de calzado deportivo, a no ser que seas un sibarita que busque una buena cámara de aire, ligereza, etc. Para rodar en moto necesitas que sea antideslizante y que soporte, sobre todo en caso de que tu moto lleve estribos sin gomas, el rozamiento durante la conducción el máximo de veranos posible. Vigila también el acabado en la unión perimetral con el conjunto y piensa que no solo las usarás para ir en moto, sino también para caminar cuando la aparques, por lo que productos de calidad contenida apenas nos darán servicio útil con el paso del tiempo.

Recuerda: montar en moto siempre es apasionante, pero hacerlo sin la protección debida puede arruinar tu salud. Una afición tan divertida y útil como la nuestra, donde se valora cada vez más de forma positiva la movilidad personal, ágil y sencilla, requiere de unos mínimos cuidados que el mercado nos ofrece con un amplísimo rango de opciones. Aprovéchalo.