El piloto español consiguió una nueva victoria, sexta en Barcelona, en la prueba disputada en el Palau Sant Jordi y que no es puntuable para el Mundial Indoor. Cabestany fue segundo seguido de Jeroni Fajardo.

Barcelona tampoco se resiste a Toni Bou

bou 1
Barcelona tampoco se resiste a Toni Bou
Formulamoto
Formulamoto


bou

Una vez más y aunque ésta no puntuase para el Mundial Indoor, el español Toni Bou se impuso a sus rivales y pone cerco a un récord histórico de victorias en Barcelona que, por ahora, ostenta Jordi Tarrés con siete victorias, sólo una más de las que tiene en su poder Toni Bou.

En esta nueva edición, el de Piera exhibió nuevamente un gran nivel de pilotaje que le permitió acabar el certamen penalizando tan sólo 6 puntos -1 en la fase eliminatoria y 5 en la final-. Su compañero de equipo, Takahisa Fujinami, consiguió clasificarse para la gran final y terminó cuarto en la prueba celebrada en un Palau Sant Jordi con más de 10.000 personas. El japonés supo ganarse al público del Palau un año más, poniendo el espectáculo sobre la pista y obteniendo los aplausos de los asistentes.

Desde el primer momento, Toni Bou dejó claras sus intenciones y, ya en la fase eliminatoria, consiguió hacer vibrar al público con un recorrido casi perfecto en el que sólo ha penalizado un punto. El piloto Repsol consiguió ser uno de los dos únicos pilotos, junto con Albert Cabestany, que no penalizó en la difícil zona 5, en lo fue un anticipo de la final del certamen.

En la fase decisiva del trial, Cabestany y Bou brindaron un bonito duelo a la afición. Los espectadores han visto como, tras cometer sólo un fiasco en las últimas 5 zonas, Toni Bou se adjudicó una nueva victoria en el Trial de Barcelona. El de Piera suma de esta manera su sexta victoria en la ciudad condal en una prueba no puntuable pero que sirve para seguir demostrando a sus rivales que es el máximo favorito para revalidar el título mundial.

Toni Bou se mostraba muy satisfecho tras la victoria en Barcelona y ya piensa en la próxima prueba: «Estoy muy contento por el resultado de hoy. Como esta prueba no puntuaba para el Mundial, hemos podido pilotar más relajados, con menos presión y ofreciendo mucho espectáculo, sobre todo en las últimas zonas. Si hubiera sido una prueba del Campeonato del Mundo, hubiéramos asegurado muchísimo más, pero aquí puedes arriesgar y al final me ha salido todo bien. Esto el público lo agradece. Además, he hecho un buen pilotaje y estoy muy contento de como funciona la moto. Poder conseguir la sexta victoria en Barcelona también es muy importante; ha sido un gran día».