El análisis del GP

MotoGP Aragón: Bagnaia evoca a Numancia en su primera victoria de la categoría

motogp-aragon-2021
MotoGP Aragón: Bagnaia evoca a Numancia en su primera victoria de la categoría
Nicolás Merino
Nicolás Merino
El italiano aguantó de principio a fin los embates de un Marc Márquez que lo intentó hasta el final, sirviéndose del poderío técnico de su Ducati y sus dotes de frenado.

Seguramente hayas oído hablar, en más de una ocasión de Numancia, una pequeña ciudad celtíbera de aproximadamente 1.500 habitantes que aguantó el asedio de las legiones romanas durante 20 años, lo que le valió el término de “defensa numantina”. No puede haber mejor analogía para lo que se vivió el pasado domingo en la carrera de MotoGP entre Pecco Bagnaia y Marc Márquez. Ambos pilotos nos regalaron un duelo para el recuerdo, el mejor del año hasta la fecha, con adelantamientos en casi cada curva de MotorLand Aragón.

El italiano de Ducati fue el vivo recuerdo de una Numancia sitiada por las tropas romanas, que en este caso tenían su reflejo en un Márquez desatado y ya olvidado de su mala racha. No hubo acciones fuera del reglamento, sólo pura competición. Ambos estaban fuertes en el cuerpo a cuerpo: el 93 soltaba más los frenos pero no podía para la moto, por lo que Bagnaia aprovechaba la potencia bruta de su Desmosedici para frustrar cualquier intento de Márquez. Por su parte, Bagnaia, cuando había que frenar ‘de verdad’ no tenía rival.

motogp-aragon-2021

Y esto fue así desde la primera vuelta. Bagnaia conservó la primera posición desde que se apagó el semáforo y Márquez se jugó el todo por el todo para estar delante en la curva uno. Le salió bien y entonces emprendió una estrategia que consistió en acosar al italiano desde el principio. Eso sí, sin meterle la moto, y es que la presión de estar pegado en todo momento podía surtir efecto. No funcionó con Bagnaia, que no cometió ni un solo error.

La temporada pasada se le escapó la que hubiera sido su primera victoria en Misano. Mientras lideraba se fue al suelo y desde entonces ha tenido la oportunidad para ganar pero, por varios motivos, no terminaba de encontrar un ritmo el domingo que le permitiera estrenar su casillero de victorias. Eso ha cambiado este fin de semana: fuerte el viernes, fuerte el sábado, con récord de pista incluido, y fuerte el domingo. Como te digo, sólo Márquez fue capaz de seguirle el ritmo e incluso el 93 tuvo esforzarse al máximo para tener posibilidades de ganar.

motogp-aragon-2021

Tras un estudio que duró casi toda la carrera, Márquez pasó al ataque, a tres vueltas para el final. Este duelo recordó mucho al que mantuvieron Rossi y Pedrosa en 2015. El italiano no permitió en ninguna ocasión que el de Honda se hiciera con el liderato, ya que eso podía suponer el fin. Márquez echó el resto pero entró colado en la curva 12. Esto dio los metros necesarios a Bagnaia para alzarse como justo vencedor de la carrera, brindando también el primer triunfo a Ducati desde tiempos de Casey Stoner, allá por 2010.

Por su parte, Márquez volvió a lo grande. Ni siquiera una Honda con problemas le hizo dejar de brillar durante todo el fin de semana. Su ritmo era, de lejos, uno de los más fuertes y, como os avisamos en nuestro previo, era uno de los claros favoritos a la victoria. El problema, por llamarlo así, es que se encontró con una Numancia que aguantó y no tuvo necesidad de capitular.

Joan Mir mantiene la presión

motogp-aragon-2021

El de Suzuki fue el mejor del resto, logrando la tercera plaza y manteniendo la presión sobre su máximo rival, Fabio Quartararo, en la lucha por el título. Pese a un inicio algo caótico, se recompuso para quedarse en la quinta plaza. Aprovechó la lucha entre Aleix Espargaró y Jack Miller y, cuando el australiano entró colado en la curva uno, lanzó su ataque para quitarse de un plumazo a los dos pilotos.

A partir de aquí, la constancia que caracteriza al mallorquín, estuvo presente hasta la mismísima bandera a cuadros. De momento, Mir está haciendo todo lo que puede mantener la presión y, como en este caso, todo lo que sea quedar por delante del francés y reducir la ventaja es un gran resultado. Eso sí, Bagnaia le ha robado la segunda plaza, aunque la diferencia entre ambos es de sólo cuatro puntos.

Aleix Espargaró continúa la buena racha

motogp-aragon-2021

Tras el histórico podio conseguido en Silverstone, el catalán siguió mostrando un gran estado de forma en Alcañiz. Estuvo peleando por la tercera plaza con Miller hasta la llegada de Mir y su superior ritmo. Tras deshacerse del australiano intentó por todos los medios dar caza a su compatriota, pero no fue capaz y se tuvo que conformar con una meritoria cuarta plaza.

Por su parte, el esperado debut de Maverick Viñales quizá no fuese el esperado para sus fans, aunque el de Roses reconoce el potencial de la RS-GP. Él mismo, acabado el GP de Aragón, reconoció que la moto es muy buena, pero que ahora es momento de centrarse conocerla mejor para ir cuajando cada vez mejores resultados.

Quartararo piensa en el campeonato

motogp-aragon-2021

El propio francés avisaba en la rueda de prensa previa al GP que MotorLand Aragón no es una de sus pistas predilectas y que su ritmo allí no le iba a permitir luchar por la victoria. Pese a un sábado prometedor, en el que se clasificó en la tercera plaza, la carrera fue mucho más sufrida. Ya en los compases iniciales perdía varias posiciones hasta caer a la novena plaza.

Además, él mismo comentó tras la carrera que tuvo problemas de agarre, por lo que no pudo optar a más. La ventaja que tiene, que tras la carrera es de 53 con respecto a Bagnaia, le permitió centrarse en mantener la posición y no correr riesgos innecesario. Quedan cinco carreras y, si es constante, tiene un pie en el título. Ahora toca pensar en Misano, donde el año pasado logró ser cuarto (en la segunda carrera, porque en la primera se fue al suelo).

 

0 Comentarios