Prueba Qooder QV3: Apuesta al tres

Publicado el sábado 04 de abril de 2020
Qooder QV3

Entre los scooters de tres ruedas, primero fue el Piaggio MP3, después vino precisamente el Quadro, pero enseguida, en el mercado, le adelantó el Peugeot Metropolis. Ahora Quadro se denomina Qooder y está en pleno proceso de transformación. Una de las bases sobre las que ha evolucionado es este QV3, muy mejorado sobre el anterior 350 D.

No ha sido fácil la historia de la marca Qooder hasta aquí. Nació como una alternativa al éxito del Piaggio MP3, con un origen italiano (Marabese Design) y una primera sede en Suiza, desde donde se organizó la empresa. La idea era evolucionar ese concepto de scooter de tres ruedas con un sistema innovador de tren delantero inclinable, pero más sofisticado Si en el MP3 encontramos un sistema puramente mecánico, en los Qooder es mecánico e hidráulico. Y si aquellos se quedaban en las tres ruedas, ellos ofrecerían también alternativas de cuatro ruedas inclinables.

Pero lo que ocurrió es que ese sistema fue más complejo de poner a punto de lo esperado. El sistema de tren delantero inclinable hidráulico, un sistema denominado HTS (HIdraulic Tilting System), se basaba en tres cilindros llenos de fluido y gas a alta presión (11 kg) que, en función de la posición del vehículo, enviaban esa presión de uno a otro. Los primeros no mantenían esa alta presión con eficacia. Cuando se perdía parte de esa presión, el Quadro se convertía en un scooter difícil de llevar. Se comportaba como una moto con los rodamientos de dirección en mal estado, "como un perro olfateando". Y no todos los talleres (ninguno, fuera de Quadro y pocos de los de la marca) tenían los compresores especiales necesarios para volver a devolver la presión correcta al sistema. Además el motor Aeon 350 que montaban no era especialmente potente, por lo que al final tenías un scooter más caro que un Piaggio MP3, que andaba menos y que era bastante más complejo y caro de mantener en forma. No estaba muy clara cuál era su ventaja. Hasta la llegada de la última versión QV3,  el tres ruedas que ves en las fotos y que efectivamente supone un gran avance sobre lo anterior.



La marca ha cambiado y se relanza ahora con un nuevo nombre, nuevos modelos que llegarán en breve y nuevas estrategias. La marca pasa a llamarse Qooder. Han anunciado nuevos scooters de tres y cuatro ruedas, con motores térmicos y eléctricos e incluso el nuevo XQooder, el primer scooter-trail multirrueda del mercado. Llegan también nuevos QV3, también en gasolina y eléctricos, pero este QV3 que nació como Quadro quedará todavía en el catálogo de la nueva marca como la opción más económica de los multirrueda Qooder.



CÓMO ES EL QOODER QV3

El Qooder QV3 no es un scooter radicalmente nuevo. Mantiene la estructura de mecánica y chasis de los anteriores 350 D, demostrando que aquella no era mala, sino falta de puesta a punto. En marcha, de hecho, demuestra que ha mejorado mucho el comportamiento de aquel y ahora va bastante bien, sin haber prescindido de ese tren delantero HTS o del motor 350. Simplemente, han conseguido la puesta a punto correcta del chasis y ahora sí puedes disfrutar de las virtudes de esta idea.

El chasis es una estructura de acero bastante simple en toda la parte trasera y central. La suspensión trasera es de dos amortiguadores trabajando sobre el bloque motor, como cualquier otro scooter, y es el tren delantero HTS su verdadera razón de ser. En cada una de las ruedas delanteras hay un cilindro que contiene aceite y gas a presión. Estos van unidos mediante un conducto, de forma que son vasos comunicantes. Cuando el scooter se inclina, la presión se desplaza desde el cilindro que se comprime al que se estira, de forma que ambas ruedas quedan paralelas e inclinadas. Entre esos dos cilindros amortiguadores hay un tercero que sirve de reserva de presión: cuando pisas un bache y los dos amortiguadores se comprimen, ese exceso de presión se va a ese tercer amortiguador. La ventaja de este sistema es que tiene una cierta resistencia a caerse de lado (un Piaggio, un Peugeot o un Yamaha Tricity, con sistemas puramente mecánicos, no ofrecen esa resistencia), lo que le da un tacto más sólido una vez inclinado, haciendo que puedas llegar a sujetarlo de pie simplemente tirando de frenos. Lleva, además, una palanca de freno de estacionamiento que bloquea la inclinación.



El motor es un monocilíndrico de casi 350 cc con 28,9 CV. Es de origen Aeon y es una evolución, más potente y suave, del que ya conocíamos. Por supuesto es de refrigeración líquida y cuenta con culata de cuatro válvulas. Una buena cifra de par, con casi 32 Nm a 5.500 rpm, hace que sea un scooter agradable para llevar a ritmos lógicos.

En el resto de la parte ciclo hay que destacar llantas de 14" delante y una de 15" detrás, en una combinación acertada para darle manejabilidad y estabilidad. Equipa tres discos de freno, con los delanteros de 240 mm y un trasero de 256 mm, para un peso total de 220 kilos.



En el equipamiento es un scooter bien dotado. Como con todos los Qooder llama la atención que no tienen el sistema electrónico de bloqueo del tren delantero, como los Piaggio o los Peugeot. Sí llevan luces de posición LED, dos guanteras delanteras, una de ellas con enchufe, y un cuadro bastante completo con pantalla digital. Las manetas, un detalle de agradecer, llevan regulación en distancia y el asiento, que se abre desde la llave de contacto, deja paso a un hueco para un casco integral y un jet, con espacio entre ellos para algún otro objeto más.

Todos los tres ruedas del mercado





CÓMO VA EL QOODER QV3

El Qooder QV3 es un scooter diferente no solo por sus tres ruedas, de los que ya disfrutamos de cuatro marcas distintas. Es su sistema HTS el que lo convierte en algo aún más allá. Cualquiera de sus rivales, Yamaha Tricity, Piaggio MP3 o Peugeot Metropolis, se llevan poco después de subirte a ellos como un scooter normal. El QV3 requiere más adaptación para acostumbrarte a él, a pesar de que ha mejorado en esto bastante con respecto a los anteriores modelos de la marca. Esa resistencia a caerse, ese sistema de tres cilindros amortiguadores que van compensando presión, le dan una forma de comportarse diferente, que cuando lo conoces acaba por hacerse hasta divertida.



Te subes y no notas grandes diferencias con respecto a cualquier otro rival. Es ancho de delante, no excesivamente alto y la posición de conducción es correcta. Delante de ti tienes la barra del freno de aparcamiento y bloqueo del tren delantero. La sueltas y tienes que sujetar el scooter con los pies, porque se llega a caer si no está perfectamente equilibrado y recto a pesar de esa pequeña resistencia del sistema hidráulico. Puedes, según la marca, mantenerlo de pie si sujetas uno de los frenos, pero lo cierto es que eso solo lo logras si se ha parado perfectamente recto y plano, y tú te mantienes muy quieto sobre él. Un cambio en el apoyo del peso y notas cómo se empieza a ir. Y en cualquier caso, para conseguirlo, hay que tirar fuerte de frenos.

En marcha no es especialmente ruidoso ni tiene vibraciones. Es suave y agradable. El motor tiene buena respuesta desde abajo, abres y sale con total normalidad. Son esos primeros metros quizá los más extraños. Esa resistencia se nota y al principio parece que le cuesta girar. Ha mejorado mucho en este sentido con respecto a los anteriores, aunque mantienes esa sensación de tren delantero algo más pesado de lo que corresponde en un scooter de su tamaño.



Es un comportamiento que desaparece en cuanto pasas los 10 o 15 km/h. En cuanto te acostumbras, va bien en el tráfico ciudadano, como cualquier otro tres ruedas de este tamaño. No es duro de suspensiones y en este entorno frena bastante bien. Es otro punto que ha mejorado. Este scooter, como cualquier otro con esta homologación como triciclo, lleva frenada combinada y un pedal de freno. Este, como suele ocurrir, no tiene un tacto fácil: o no frenas suficiente o pegas un frenazo, pero está ahí por obligación legal. En las manetas hay mejor tacto y es preferible usar solo la izquierda (que frena de las tres ruedas) y apoyarte en frenadas fuertes con el de la derecha, que aporta mayor frenada delante.

En la carretera es un scooter agradable. Bien insonorizado y con suficiente protección aerodinámica. Es capaz de rodar con total soltura al ritmo del tráfico. El motor no es excesivamente potente, ya que son prácticamente 29 CV para un scooter de 220 kilos, con un desarrollo de transmisión más bien corto. No pasa mucho de la velocidad legal de 120 km/(h, pero esta la alcanza con facilidad. A la hora de entrar en curvas se hace curioso: entra con facilidad, da sensación de mucha seguridad a la hora de tumbar y permite tumbar más y más, hasta que llega a un cierto límite donde de repente se hace "más duro". Tiene una especie de tope desde el que puedes seguir inclinando, pero debes tirar de él hacia dentro. Será el efecto de ese tercer amortiguador central cuando entra en funcionamiento cuando el del interior llega al final de su carrera.

Las suspensiones van bastante bien, un tanto secas a veces si entras deprisa en un bache. No resulta incómodo y ayudan a tener buenas sensaciones al tumbarlo. Es, en definitiva, un buen scooter de diario, algo justo para plantearte viajes con él, pero cómodo y agradable.



ASÍ VEMOS EL QOODER QV3

El Qooder QV3 es un multirrueda evolución de los anteriores Qooder 350D y precursor de los que llegarán ya bajo marca Qooder. Tiene la ventaja de ser ya la plataforma que servirá de base a estos nuevos scooters y ha mejorado mucho su comportamiento con respecto a los anteriores, ajustando además su precio. No muy rápido en carretera, tiene un comportamiento peculiar que puede llegar a ser divertido por las sensaciones de seguridad que transmite, pero que requiere adaptarte a sus reacciones. En la ciudad es grande, pero no más otros rivales y no se mueve mal, con un motor con buena respuesta abajo y en medios. Cómodo y amplio tanto para uno como para dos ocupantes, cuenta con un equipamiento suficiente. En la autovía es un scooter cómodo que, a 120 km/h, es capaz de rodar mucho tiempo manteniendo dicha comodidad.

FOTOS: Miguel Méndez



Más información del Qooder QV3

 

Consulta los precios oficiales y las ofertas de todos los modelos de Quadro.
Precios del Quadro con ficha técnica y equipamiento completo.
0