Hesketh 24: una joya de casi 50.000 €

Comentar Publicado el martes 25 de octubre de 2016

La corriente de devolver a la actualidad marcas históricas de motos británicas tiene su continuidad en Hesketh, la firma más joven de uno de los países pioneros de este sector e íntimamente relacionada con el mundo de las cuatro ruedas. Nos subimos a su primer modelo: la Hesketh 24.

Primero fue Triumph, después Norton, más tarde Métisse y recientemente Brough Superior o Ariel se han sumado a la imparable moda de renacer marcas británicas que, en su momento durante distintas etapas del s. XX, constituían la vanguardia del universo de la moto. Ahora le toca el turno a Hesketh, una marca con una historia que ya te relatamos en su momento y que te aconsejamos que no te pierdas. ¡Es increíble! 



Esta marca compitió en Fórmula 1 con el mítico piloto James Hunt
, llegando incluso a alzarse con una victoria en el Circuito de Zandvoort en 1975 (trazado que aparece en las tapas laterales). La decoración de aquel modelo ha servido de inspiración para la imagen de la Hesketh 24, número que hace referencia al dorsal de James Hunt. Solo se fabricarán... acertaste, 24 unidades, que se venderán a un precio entorno a 45.000 €. ¡Ya tiene 11 unidades vendidas! Más tarde vendrá un modelo con propulsor V6 con el que ya se ha comenzado a trabajar. 

La Hesketh V1000 de 1981 utilizaba soluciones de motor empleadas en aquel coche de F1. Por ejemplo, fue la primera moto británica en emplear una culata de doble árbol de levas en cabeza con cuatro válvulas por cilindro, cuando Ducati solo hacía motos refrigeradas por aire o Moto Guzzi y Harley-Davidson empleaban distribuciones mediante empujadores. Hasta hoy han pasado 30 años sin tener noticias de Hesketh y su renacimiento se basa en un modelo "enfermizamente caro" ¡y con motor de corte clásico!

Corazón americano

Te explico. El propulsor de la Hesketh 24 es un V-Twin de la marca S&S americano de 1.917 cc con distribución OHV. Se trata del modelo X-Wedge con los cilindros en V a 56,25º especialmente desarrollado para la marca británica y similar a los que montan las Confederate Wraith y Hellcat o la italiana CR&S Duu, además del coche de tres ruedas Morgan. Este motor nacido en Wisconsin (EE.UU.) cuenta con tres árboles de levas y alimentación por inyección, pesando 75 kg. Ofrece 124 CV a 6.000 rpm, con un par máximo de 196 Nm a solo 3.000 rpm. Como curiosidad, su caja de cambios Kinh Kong (no me extraña el nombre, porque tiene 21 platos) utiliza piezas de un Cadillac automático. Por otro lado, se ofrecen tres niveles de preparación de motor de la mano de Harris Performance Engines, empresa que no tiene nada que ver con la homónima especializada en el desarrollo de chasis. 

El bastidor tubular con soldaduras TiG se completa con suspensiones Öhlins, pinzas radiales monobloque Beringer y llantas de carbono BST. Una placa de oro incluirá el número de serie de cada unidad y el asiento es obra de d:class, la misma empresa que fabrica los presentes en los McLaren F1 de calle. 

Hesketh 24: Estreno frente a 180.000 espectadores

La primera vez que me subí a la Hesketh 24 fue en el Goodwood Festival of Speed el pasado junio, delante de 180.000 personas. ¡Qué nervios! Más tarde pude rodar con ella en las carreteras alrededor de mi casa en Warwickshire (Inglaterra) para extraer conclusiones de la nueva etapa de la histórica firma británica. El motor tipo "musclebike" es su lado más americano, mientras que su manejabilidad es digna de una moto europea, capaz de dibujar a la perfección la trazada de una curva y salir disparada sin compasión en busca de la siguiente. 

No hay otra simbiosis anglo-norteamericana así en el mercado actual ni, por supuesto, con su nivel de acabados. El carenado, en la versión definitiva, estará construido en fibra de carbono, la pintura es perfecta, la corona trasera Talon es una obra de arte metalúrgica y la instrumentación exhibe armonía clásica y moderna. Las esferas analógicas sobre panel de carbono dentro del cupolino recuerdan a la original Hesketh V1000. Por cierto, no tiene cuentavueltas...

Quizá la razón sea que con un motor con tanto par, el régimen de giro es casi irrelevante. Aprietas el botón de arranque (sin llave, siendo una unidad de proximidad que guardas en tu pantalón) y te regocijas con su tranquilo ralentí, hasta que aprietas el embrague para meter primera y empiezas a moverte. Supongo que el embrague está tan duro porque de otra manera no se puede gestionar tanto par. Eso sí, en ciudad no resulta ninguna delicia para tu mano izquierda, aunque va mejor que la primera vez que rodé con ella en Goodwood. Los cambios entran con lentitud, dando lo mejor entre cuarto y sexta. 

Hesketh 24: Atente a las consecuencias

El motor S&S W-Wedge ya lo había probado en modelos como la CR&S Duu o la Confederate Hellcat. Es el propulsor del mercado americano de accesorios más sofisticado que he llevado. No tiene los vicios de otros V-Twin de gran cilindrada "yankees" y su sonido recuerda a las Ducati. No incorpora ejes de equilibrado, a pesar de lo cual se muestra muy suave para lo habitual en los V-Twin de aire norteamericanos. Sale con firmeza desde casi el ralentí y si quieres sacar su faceta de "chico malo", atente a las consecuencias...

No hace falta que toques el embrague ni en los giros más pronunciados a paso de persona, aunque debes estar atento porque la transmisión puede quejarse. En cualquier caso, hay toneladas de par a tu disposición hasta las 6.000 rpm donde corta encendido, un punto que jamás necesitarás alcanzar. Te encuentras rodando a 160 km/h en un suspiro y hasta te sobran las dos marchas superiores de su caja de seis. Sin embargo, te encantará ir cambiando marchas para escuchar los cambios de ritmo de sus escapes.

Con tanto motor, es un placer ir superando coches en tráfico urbano. Ahora bien, cuando llegas al semáforo, un torrente de calor te llega desde abajo por las rodillas. Así tienes otra razón para escapar rápidamente a una carretera fuera de la urbe.

A pesar de su imagen, no te creas que la Hesketh 24 es una moto de "apuntar y acelerar". Se maneja bien en curvas gracias a su chasis. No es una Aprilia Tuono V4R, desde luego, pero la llevas bien de un lado a otro gracias a su ancho manillar, demasiado ancho para mi y también muy plano, por lo que me costaba llegar bien a sus mandos. Como las estriberas un poco retrasadas, acabas con una posición bastante inclinada que carga gran parte de tu peso en las muñecas y brazos. Al menos, así pones más peso para obtener más agarre en el tren delantero, aunque te aseguro que cansa. Como opciones habrá distintos tipos de manillar. Por otro lado, la pata de cabra y la palanca de cambio están muy próximas, por lo que es difícil desplegarla antes de bajarte.

Hesketh 24: Frenada sobresaliente

La Hesketh 24 viene calzada con neumáticos Dunlop D211 que ayudan a mantener un buen ritmo en curvas gracias a su delantero. El 190 trasero gestiona bien la entrega de par del motor S&S y las suspensiones Öhlins están regladas bastante duras por este motivo. De otro modo, se hundiría de atrás en aceleraciones y ocasionaría un fuerte subviraje. De delante resulta un poco más blanda.

La distancia libre al suelo es muy correcta. Solo toca la parte de debajo de la quilla ocasionalmente. Es una moto que te va dando más confianza a medida que la conoces. Aunque la distancia entre ejes es considerable, se maneja bien. Al tener un centro de gravedad bastante rebajado gracias a un depósito muy centrado y bajo, y al empleo de un basculante que hace la función de depósito de aceite, cuanto más subes el ritmo más precisa resulta. Los cambios de dirección no plantean mayor problema, aunque es una moto voluminosa. También aquí influye el reducido efecto giroscópico de las llantas BST de carbono, mejorando el funcionamiento de la amortiguación al disminuir las masas no suspendidas. 

Lo mejor de la Hesketh es su frenada. Con sus 246 kg en seco, su equipo Beringer se comporta a las mil maravillas y sin atisbo de inestabilidad gracias a su gran distancia entre ejes. Los reglajes duros de la horquilla Öhlins hacen que las transferencias de peso no sean un problema, a la vez que funciona con calidad sobre asfaltos bacheados. No obstante, cuando tocas el freno delantero para reducir un poco de velocidad frente a una curva se levanta un poco, una señal típica de motos con un avance reducido. Estaría bien poder también regular sus cotas de geometría, aunque cuando conoces este efecto, lo tienes en cuenta y fin del problema. 

La Hesketh 24 es una moto muy exclusiva que te ofrece sensaciones únicas. Yo diría que es una custom-café racer de vanguardia. En cualquier caso, bienvenida sea una nueva marca, y si es británica, para mi mejor. Mira la bandera que hondea en mi casco...

0

Scooter 125

Cómo limpiar a fondo tu moto o scooter

No sólo es una cuestión de apariencia. Limpiar la moto adecuadamente es obligatorio para un...

Los scooter 125 cc más rápidos del mercado

Los scooter 125 cc más rápidos del mercado

Uno de los aspectos que más interesa a la hora de comprar un scooter nuevo de 125 cc es su...

10 razones para no abandonar el scooter en invierno

10 razones para no abandonar el scooter en invierno

Conducir un scooter en invierno no es siempre agradable, sobre todo por dos razones: llueve y hace...

Los scooter 125 cc más rápidos del mercado

Los scooter 125 cc más rápidos del mercado

La velocidad máxima de un scooter de 125 cc es un aspecto muy importante para decidir la compra de...

Motos Custom

Las 8 mejores motos custom 125
Las 8 mejores motos custom 125

Las 8 mejores motos custom 125

La estética custom y retro está mas de moda que nunca y las motos 125cc son una gran opción para...

Esto es Drag Style

Esto es Drag Style

Hola amigos. Tengo una Harley-Davidson Sportster 1200 R de 2005 que, desgraciadamente, uso muy...

Subastada la moto que diseñó Wayne Rooney

Subastada la moto que diseñó Wayne Rooney

La custom, Lauge Jansen, que fue diseñada por el delantero del Manchester United, ha alcanzado un...

La Harley-Davidson que sobrevivió al tsunami japonés

La Harley-Davidson que sobrevivió al tsunami japonés

El Harley-Davidson Museum expone la moto del japonés Ikuo Yokoyama, modelo que navegó durante más...

Nuestros vídeos en

Las 10 principales novedaes de 2018
Estas son las mejores novedades desveladas en el pasado Salón de Milán

Especial MotoGP