Preparaciones Especiales Preparación XTR PEPO

Moto Morini Corsaro de ensueño

Publicado el lunes 16 de diciembre de 2019

No es la primera vez que te mostramos especialísimas preparaciones XTR como esta, motos superdeportivas y sin concesiones, firmadas por el genial Pepo Rosell. Centrado en su pasión por la marca de Borgo Panigale en su pasada etapa de Radical Ducati, ahora y tras un estimulante retiro espiritual, ha abierto horizontes para otras marcas e ideas.

Ahora con XTR PEPO, su inquieta mente sigue dibujando ideas y proyectos. Una de las más atrevidas es la interesantísima y espectacular Moto Morini Corsaro que te desgranamos a continuación.

Este encargo de preparación deportiva de la moto italiana surge en Alemania, durante el pasado festival Glemseck 101, donde una de las motos de XTR participaba en las carreras de aceleración. Allí conoció al importador de Morini para Alemania, un declarado admirador de las creaciones del preparador madrileño, que le propone transformar una Corsaro al estilo de sus famosas Ducati "Pata Negra". Se trataba de un reto que nadie había acometido hasta este momento.



El pliego de condiciones solo exigía mantener el motor Corsaro de 1.187 cc (bicilíndrico en V a 87º y 140 CV) y el núcleo del vistoso bastidor multitubular tipo Cobas (en Europa lo denominan tipo "trellis" o multitubular). Se debería rebajar el peso final de la moto, además de eliminar la tendencia de la moto a encabritarse en las aceleraciones y a sobrecalentarse durante las sesiones de conducción deportiva extrema.

Por invitación expresa de su creador tuve la fortuna de asistir a la presentación estática de la moto en la nueva tienda HEROS66 de la calle Martín de los Heros en Madrid. La expectación era máxima, porque la mayor parte de los presentes desconocíamos con exactitud qué moto se iba a desvelar. Por eso cuando Pepo retiró la funda que cubría su creación, un sonoro "ooooooh", seguido de un silencio sepulcral, inundó la sala.



Con un espectacular esquema tricolor inspirado en las Moto Morini de Gran Premio de los años cincuenta y sesenta, esta personalísima Corsaro 1200 es una digna heredera de las mejores preparaciones deportivas de XTR Pepo. El frontal de la carrocería resulta muy afilado y compacto, con carenado y cúpula adaptados de las ligerísimas fibras que se venden para las Suzuki RGV 250 preparadas para competición y se completa con un escueto asiento deportivo monoplaza fabricado a medida.



Se mantiene el acertado depósito de combustible original de diseño ergonómico, pero para limitar el levantamiento de la rueda delantera bajo fuertes aceleraciones se ha desplazado al piloto hacia adelante y hacia arriba mediante un subchasis de fabricación propia. Se carga aún más peso sobre la rueda delantera con semimanillares ubicados por debajo de la tija superior y las estriberas retrasadas de serie. El hueco del minúsculo colín deportivo se aprovecha para instalar la batería que, junto con los dos escuetos faros instalados en voladizo por delante del carenado, otorgan a esta Corsaro un aroma de competición que nos transporta directamente a las 24 horas de Montjuic.



Para reducir el calentamiento del motor se ha fabricado ex profeso un enorme radiador de aluminio de doble cuerpo (con dos electroventiladores) y para uso en circuito se instalan filtros de potencia y un ligero escape con silenciador de aluminio. No se ha querido prescindir del cuadro de instrumentos original (necesario para una posible legalización de las reformas), que se ha reubicado con habilidad detrás del nuevo carenado, así como todos los mandos originales en el nuevo manillar de dos piezas. Se mantiene el arranque eléctrico pero el cableado se ha simplificado. Con todo ello el peso de la moto se reduce considerablemente y queda claramente por debajo de los 200 kg.



Los ingenieros de FC Consultores estudiaron las modificaciones necesarias para la homologación en la ITV de todas las reformas, pero no hubo necesidad.

Tras la presentación que te comentamos, la moto fue enviada a Alemania y, nada más llegar, ¡fue vendida de inmediato!

Fotos: F. Callejo/ J.M. Rosell.



Especial MotoGP
0