Análisis MotoGP Cataluña: sanción equivocada para Quartararo

sancion-quartararo
Análisis MotoGP Cataluña: sanción equivocada para Quartararo
Nicolás Merino
Nicolás Merino
En el fútbol, cuando se habla más de la actuación arbitral que del partido en sí, es que las cosas no se han hecho bien. Esto mismo ha ocurrido este pasado fin de semana en Montmeló y no solo en MotoGP.

No me gusta nada establecer analogías entre el fútbol y el motociclismo. Hablar de ello me traslada a 2015, cuando la peor cara de los ‘pseudoaficionados’ al motociclismo mostró lo que en realidad eran, hoolingans, y que en los años venideros, como problema, hemos logrado apartar, que no eliminar de raíz. Pero, en el caso que nos ocupa, tras haber visto la actuación de Dirección de Carrera este pasado fin de semana, las comparaciones con el fútbol no pueden ser más ilustrativas. Y es que cuando se habla más de un árbitro que del partido, esto no nos hace presagiar nada bueno.

Ganó Miguel Oliveira y lo hizo con autoridad. Sin desmerecer al piloto luso, que ha experimentado un gran salto en lo que a rendimiento se refiere tras su segundo puesto en Mugello la semana pasada, el foco de atención está irremediablemente puesto en el organismo que se encarga de regular y hacer cumplir las normas del Mundial. Francamente, este fin de semana en Montmeló su credibilidad ha quedado muy tocada.

Primero, por lo sucedido en Moto3. Demasiados cambios de dirección en la siempre combativa recta del trazado catalán e incluso un piloto que, premeditadamente, paró la cabeza de carrera para su propio beneficio nos avisaron de lo que nos esperaría para con Dirección de Carrera en MotoGP. Ni que decir tiene que, unos días después de la trágica muerte de Jason Dupasquier, se vieran según qué comportamientos en pista es una total falta de respeto a la memoria de dicho piloto y a este deporte en general. Un comportamiento que tenía que haber sido castigado de manera ejemplar por parte de Dirección de Carrera. Después, supimos que el citado organismo reunió a todos los pilotos para aleccionarles, pero, ¿de qué sirve una charla si no ha habido una sanción que evite tal comportamiento? Y nada de una ‘long lap penalty’; el castigo, como he dicho, debe ser ejemplar. Haber estado un fin de semana viendo las carreras desde casa es más que suficiente para pensárselo dos veces antes de hacer ‘barrabasadas’.

sancion-quartararo

En MotoGP sucedió más de lo mismo y quedó patente la ineficacia de Dirección de Carrera. A Fabio Quartararo se le bajó la cremallera y le comenzó a molestar el protector del pecho, se lo quitó y siguió corriendo. El problema fue que no pudo subirse la cremallera después y terminó la carrera ‘a pecho descubierto’. El reglamento es muy claro: no se puede correr sin el equipo de seguridad adecuado, como el protector de pecho. Ni siquiera la peligrosidad de caerse a casi 340 km/h a final de recta con una parte del cuerpo totalmente vulnerable fue motivo suficiente para parar al piloto galo…

Eso sí, a Dirección de Carrera no le tembló la mano al sancionar al francés cuando a punto estuvo de perder el tren delantero (con el mono abierto) y acortar por la curva 1 y 2 porque no le quedaba más remedio. Sí, el reglamento también dice que hay que esperar 1 segundo tras un atajo, o devolver la posición, pero es que Quartararo no ganó nada con dicha acción. Es más, se le tenía que haber sacado bandera negra. Al final acabó tercero, pero fue sancionado con tres segundos de penalización por el ‘atajo’ y con otros tres segundos de sanción por lo sucedido con su mono. Así pasó de tercero a sexto, pero aún líder de la general con 14 puntos de ventaja con respecto a su compatriota Johann Zarco.

Cuestión de neumáticos

victoria-oliveira

Hablando de lo estrictamente deportivo, la elección de neumáticos fue clave a la hora de afrontar la carrera. Oliveira fue el más listo al emplear el doble compuesto de duros. Así, hacia el final de la manga, su degradación era mucho menor. Aun así, el ritmo del luso durante toda la carrera fue espectacular. Han dado un paso hacia adelante y eso, en parte, se lo deben al trabajo de Dani Pedrosa y Mika Kallio. Mucho cuidado en los próximos circuitos.

Ducati puede respirar tranquila tras este GP, en el que una vez más volvieron a materializar un doblete. Sí, las circunstancias ayudaron pero también hay que estar ahí. Gracias a su segunda plaza, Zarco sube hasta la segunda posición de la general, mientras que Jack Miller, tercero tras la sanción Quartararo, asciende también a la tercera plaza del Mundial.

Para Joan Mir, la elección de neumáticos le lastró. Salió con doble medio y hacia el final de carrera la degradación fue tal que no pudo nada más que ver desde la barrera cómo se producía la lucha por el podio. Su ritmo era bueno, incluso para estar peleando por la victoria, pero el error en los neumáticos le impidió exprimir su GSX-RR.

Continúa el calvario de Marc Márquez y Honda

caida-marquez

Mucho se ha hablado sobre Honda este fin de semana. La sequía de resultados y una de las peores rachas que se recuerdan para la firma de ala dorada se puede traducir en unas concesiones para volver a ser competitivos (al igual que Aprilia). Eso sí, la condición es no hacer ningún podio esta temporada y eso es algo que llegará tarde o temprano cuando Marc Márquez esté totalmente recuperado.

El 93 volvió a caerse y ya acumula su tercer cero consecutivo. Visto su ritmo en carrera, peleando por la sexta posición, el tema de su estado físico ya no tiene tanto que ver con su falta de resultados y los ojos están puestos ahora en una moto que ha sido hecha para Márquez, pero que ni siquiera el de Cervera puede llevar. Lo mismo para sus compañeros: Pol Espargaró se cayó, Takaaki Nakagami fue decimotercero y Àlex Márquez undécimo. ¿Cuestión de neumáticos?

 

0 Comentarios