Honda Novedades Salón de la Moto de Milán EICMA 2016

Nace el scooter trail en el Salón EICMA de Milán 2016: Honda X-ADV

Comentar Publicado el martes 08 de noviembre de 2016
Nace el scooter trail en el Salón EICMA de Milán 2016: Honda X-ADV

El prototipo presentado en el Salón de Milán del año pasado cobra forma definitiva en un Honda X-ADV que estrena un nuevo segmento de mercado.

No todos los días asistimos al nacimiento de un nuevo tipo de motocicleta. Honda lo ha vuelto a conseguir con su nuevo X-ADV, el primer scooter de filosofía trail del mercado. Presentado en el Salón de Milán 2015 en forma de prototipo, en el evento italiano de este año ya asistimos a su materialización como modelo de serie.

En Honda se refieren a su X-ADV como motocicleta SUV, no como scooter. No en vano, su Integra recibe esta denominación porque se sitúa en un punto medio entre un maxiscooter y una motocicleta, acogiendo lo mejor de ambos mundos. En el caso de la Honda X-ADV, recibe manillar de aluminio tipo off-road, suspensiones de largo recorrido (154 mm delante y 150 mm detrás) y pinza frontal de cuatro pistones en disposición radial como en la Africa Twin, innovando asimismo con una pantalla que permite cinco posiciones (en un rango de 136 mm y 11º) y con arranque mediante llave inteligente. Su propulsor de 745 cc se beneficia del exclusivo sistema de doble embrague DCT. Dispone de dos modos D y S, el segundo con tres alternativas de respuesta.

De este modo, se erige como modelo práctico para uso urbano, en carretera y, también, fuera del asfalto. Su diseño refleja una imagen aventurera, con una zona delantera alta como es común en los modelos trail. La iluminación es 100% LED y la instrumentación deriva de la empleada en la Honda CRF 400 Rally. La placa inferior de aluminio de 2,5 mm de grosor o las fibras inspiradas en la Honda Africa Twin CRF 1000 L, así como sus protegemanos, son otros detalles camperos de la nueva Honda X-ADV.

Honda X-ADV inspirada en la Honda Africa Twin

La distancia libre al suelo se cifra en 162 mm y su peso en seco en 239 kg. Un asiento de 820 mm (opcional de 790 mm) se combina con un manillar ancho situado a 1.145 mm de altura para ofrecer una posición de conducción erguida. La horquilla invertida cuenta con barras de 41 mm, siendo regulable en precarga y extensión. El amortiguador, regulable en precarga, actúa sobre un extraordinario basculante de aluminio mediante bieletas Pro-Link. Las llantas de radios exhiben unas medidas de 17" delante y 15" detrás. El depósito ofrece 13 l. de capacidad.

Bajo el asiento hay capacidad para un casco integral gracias a un volumen de 21 l. También incorpora luz de cortesía LED y toma de corriente en su interior. Añade caballete central con sensor de inclinación. Como opción, se presentan dos baúles, de 45 l. y 35 l. de capacidad. Se comercializará en cuatro decoraciones, dos estándar plata mate y plata brillo, y dos tricolores que recuerdan las versiones Africa Twin y CRF.

Como en el Honda Integra, la potencia máxima se eleva hasta los 54,8 CV a 6.250 rpm, con un par máximo de 68 Nm a 4.750 rpm. De este modo, estará disponible únicamente para el carné A.

0