Honda PCX

Comentar Publicado el viernes 13 de diciembre de 2013
Honda PCX

En tiempos de crisis, la marca japonesa no se ha dejado amedrentar y, lejos de quedarse quietos, continúan buscando nuevas formas de sortear esta coyuntura. La nueva edición PCX sigue una receta infalible: scooter económico y de gran nivel tecnológico.

El primer PCX cumplía con creces sus objetivos. Se trataba de un scooter cómodo, ágil y especialmente económico, sobre todo por su sistema de "arranque-paro" automático, además de un diseño muy personal. En esta segunda generación no se ha perdido de vista estos objetivos, pero también se ha buscado mejorar en muchos aspectos: es más rápido, más suave y más agradable de usar. Difícil de encuadrar en un segmento determiando, el PCX es más fácil de describir por lo que no es: no es un GT, no tiene su tamaño ni su capacidad de carga, aunque tampoco su peso, sus consumos o su precio. Tampoco es realmente un scooter básico y ciudadano, ya que es tecnológicamente mucho más avanzado y más caro. Y, por supuesto, no intenta ser un scooter deportivo en absoluto, a pesar de que su buen comportamiento sí permite "jugar" con él e ir deprisa en secciones de curvas. Una silueta original y única, con cierto aspecto futurista, ya delatan que estás ante un scooter difícilmente comparable.

El PCX 125 permite moverte por ciudad de forma económica, muy efectiva y con la fiabilidad que se puede esperar de los productos fabricados por Honda. La nueva generación del PCX se diferencia fundamentalmente por el empleo del nuevo motor bautizado como eSP (Enhanced Smart Power). Es el mismo que ahora se emplea en la última versión SH 125i Scoopy y ha mejorado en determinados aspectos, manteniendo la estructura que ya conocíamos. Es un monocilíndrico de inyección con culata de sólo dos válvulas y un innovador sistema de refrigeración líquida con el radiador adosado al lateral del motor.

Con esta nueva mecánica, el PCX 125 es más suave si cabe que antes, y también es algo más rápido tanto en velocidad máxima como en aceleraciones, sin haber empeorado nada en cuanto a consumos. En cuanto a carrocería, equipamiento y demás detalles, sigue siendo muy similar al PCX original. En la parte ciclo ocurre lo mismo: mantiene el tambor de freno trasero con sistema de frenada combinada, bien repartida en este caso, y las estrechas ruedas de 14" de diámetro que le permiten un gran equilibrio entre agilidad y estabilidad. La gran aportación sigue siendo el sistema "idling stop". Conectado (puedes desactivarlo desde un mando en el manillar), el PCX detiene el motor cuando llevas más de tres segundos sin moverte. En cuanto abres gas para reiniciar la marcha, el motor arranca de forma inmediata y suave, casi como si fuera eléctrico.

Con este sistema consigues ahorrar combustible y hace del PCX un vehículo de bajo nivel de emisiones. No es fácil diferenciar ambas versiones PCS si no es por el logo eSP sobre la caja del filtro del nuevo modelo. Y en marcha, si te gusta el PCX anterior, esta nueva versión no puede más que dejarte mejor sabor de boca, ya que Honda ha conseguido mejorar alguno de los puntos más débiles de su original scooter sin encarecerlo excesivamente ni perjudicar el equilibrio que demostraba. Sigue sin ser una gran alternativa a los scooters GT de 15 CV, si lo que buscas es hacer kilómetros en carretera. Ahora sí es capaz de superar los 100 km/h, algo que el anterior no hacía, y con ello es más aceptable fuera de la ciudad. Pero es en el día a día urbano donde el PCX sigue siendo una de las opciones más inteligentes del momento.

Motor "Enhanced Smart Power"

Ya te lo indicamos con motivo de la prueba del Scoopy, el hermano de rueda alta de este PCX y motorizado con la misma mecánica. Significa "Potencia Inteligente Mejorada" y consigue mejor respuesta y todavía mejores consumos. Parte fundamental del sistema es el Idle Stop que para y arranca el motor en los semáforos. Puedes desconectarlo desde la piña derecha y mientras está encendido te avisa con un testigo verde en el cuadro. El truco está en que no tiene motor de arranque y es el propio alternador el que se usa como motor de arranque: cuando giras el puño se manda corriente al alternador, que gira, arrastrando al motor con él y poniéndolo en marcha.

Con ello se ahorran un buen montón de piezas y engranajes, lo cual supone un menor peso y con ello más eficiencia y una mejor fiabilidad. Para evitar tirones y que el proceso sea rápido y suave, se ha montado un descompresor automático en una válvula y un sistema de retroceso del cigüeñal que coloca el motor en el momento justo antes de la admisión. Pero no sólo en este sentido destaca el motor eSP: una idea original e inteligente es el sistema de refrigeración empleado. El radiador va montado en el lateral del motor, en la posición en la que normalmente se sitúa el ventilador de los motores refrigerados por aire forzado. El ahorro en peso es importante: para empezar, no necesitas líquido para rellenar tubos desde el motor hasta la parte delantera del scooter, el radiador es más pequeño y la bomba de agua tampoco tiene que mover tanto líquido.

Todo este menor peso y esfuerzo, en el fondo, se traduce en mayor eficiencia y, por tanto, menor consumo.

Con pasajero

Una de las ventajas del PCX es que es un scooter muy ligero y compacto. De ello se vale para ser verdaderamente muy ágil y maniobrable en ciudad. No obstante, precisamente eso es lo que peor le viene para ser un buen biplaza. Puede perfectamente con dos personas y el pasajero tiene espacio suficiente y estará cómodo. Sin embargo, se aprecia bastante en la dirección el peso extra. Además, tendrás que estar atento, sobre todo a baja velocidad, porque aligera mucho el tren delantero.

Así lo vemos

El objetivo del PCX es un magnífico estandarte de scooter ciudadano y económico. De ahí que, a pesar de su nueva mecánica y de la mejora de prestaciones (ha ganado casi 10 km/h), siga sin encontrarse a gusto del todo en la carretera. En ciudad, sin embargo, si ya era bueno, ahora es mejor: gira mucho, es estrecho y pasa por cualquier lado. Ahora, además, acelera mejor al salir de semáforos. En consumo es uno de los scooter de 125 cc que menos ha gastado en nuestras pruebas, lo que le hace acreedor a la máxima puntuación en este capítulo. Cómodo, con buen asiento y una posición de conducción espaciosa y con todo a mano, permite pasar mucho tiempo a sus mandos, más de lo que seguro precisas en el día a día en ciudad. El equipamiento y su capacidad de carga son los dos aspectos más flojos: cierto que lleva el sistema "Idle Stop" y eso lo hace único, lleva pata con desconexión del motor y la cerradura con todas las aperturas en la misma placa. Pero el cuadro es bastante escueto (no hay un reloj horario, importante en ciudad) y el empleo de un tambor trasero no transmite la calidad del resto del conjunto. Para guardar objetos, permite albergar un casco jet bajo el asiento y dispones de una pequeña guantera. Justo, pero suficiente.
Equipamiento
Indicador nivel gasolina ?
Indicador temperatura
Toma de corriente
Inmovilizador elect.
Guantera ?
Portabultos  
Respaldo piloto ?
Reloj digital  
Suelo plano  
Doble óptica/halóg. ?
Ilum. hueco casco ?
1 casco ?
2 cascos  
1 jet ?
Opción ABS  
Ficha técnica 125 (300)
Motor 4T, 1 cil.M agua
Cilindrada 125 cc
Alimentación Inyección electrónica PGM Fi
Distribución 2V, SOHC
Suspensión del. Horquilla telesc., 31 mm
Suspensión tras. 2 amortiguadores  
Freno del./tras. D.240 mm/T.130 mm
Frenada comb.  ?
Neumático del. 90/90-14
Neumático tras. 100/90-14
Long. máxima 1.915 mm
Dist. entre ejes 1.315 mm
Altura del asiento 760 mm
Cap. depósito 5,9 l.
Peso declarado 128 kg (en orden de marcha)
Precio 2.67 €
Toma de datos
PRESTACIONES      PCX PCX esp
0-50 m 5,9 seg 4,84 seg
0-100 m 9,05 seg 7,48 seg
0-200 m 14,3 seg 11,87 seg
0-400 m 23,4 seg 19,26 seg
0-1.000 m 48,1 seg 38,25 seg
0-40 km/h 3,9 seg 3,94 seg
0-100 km/h - 30,87 seg
Velocidad máx. 94 km/h 103 km/h
Peso
Lleno 125 kg 130,85 kg
Consumo
Consumo mixto 3,33 l/100 km 3,15 l/100 km
Autonomía 186 km 187 km

En marcha

El PCX es un scooter agradable y muy bien pensado, sobre todo para aquellos que no han conducido motos antes. Es muy ligero, pequeño y fácil, lo que facilita las cosas a los menos experimentados. Además, es muy suave en todos sus mandos, noble de reacciones y previsible. El motor es casi eléctrico: desde que abres gas y sale,empuja suave y progresivamente hasta el final, cerca de los 110 km/h en el marcador. No es fácil llegar al corte de encendido, pero con algo de cuesta a favor lo consigues si mantienes el gas abierto. Incluso en ese momento es suave y sólo avisa con un ligero corte. Las suspensiones resultan cómodas, sin pretensiones más allá de sujetar el scooter en las curvas de forma connfortable. Las ruedas de 14" y un chasis bien diseñado ponen el resto a la hora de transmitir confianza, cosa que hace hasta cierto límite de inclinación (mayor del que necesitan en condiciones normales), límite del que, además, te avisa "negándose" a tumbar más. También los frenos siguen la misma filosofía. Monta un sistema de frenos combinados, con un disco delantero y un tambor trasero. Cuando los accionas, el PCX reduce la velocidad y se detiene de forma obediente. Ofrece buen tacto y notas claramente cuánto estás frenando, si te queda más freno y si tienes agarre. Y eso es algo que no todos los sistemas de frenado combinados logran de forma convincente. Como conclusión, el PCX es un gran scooter ciudadano. Suficientemente potente, suficientemente cómodo y muy ágil y fácil, resulta una de las mejores opciones del mercado si no vas a salir de la ciudad o si en tus recorridos habituales hay pocos kilómetros de carretera. Y con la tecnología Idle Stop, estás a la altura de muchos coches de última generación.

Equipamiento

Fantástica solución para mejorar el consumo es su sistema de parada-arranque automático, digno de los más modernos coches. Bien por la pata de cabra lateral y el caballete. Pero en el cuadro falta algo de información y los pilotos sin led u otros detalles reducen un poco el nivel.

Carga

Justo: un casco jet bajo el asiento y algún objeto más gracias a que es alargado, más lo que te quepa en la guantera. No hay suelo plano o ganchos ni portabultos trasero, lo que limita mucho las posibilidades de llevar cosas si no es poniendo un baúl.

Confort

Un asiento mullido, con respaldo para el piloto, mucho sitio para los pies y todos los mandos muy a mano. Además, las suspensiones también ayudan a hacer del PCX un scooter cómodo.

Parte ciclo

Chasis de tubo de acero, horquilla telescópica y dos amortiguadores detrás, no hay nada sobresaliente en el PCX si no cuentas con la medida de sus ruedas. No es común el empleo de llantas de 14", una medida "entre medias" de las de los scooter convencionales y los rueda alta. Con ello se consigue buena agilidad y estabilidad.

0

Scooter 125

Cómo limpiar a fondo tu moto o scooter

No sólo es una cuestión de apariencia. Limpiar la moto adecuadamente es obligatorio para un...

Los scooter 125 cc más rápidos del mercado

Los scooter 125 cc más rápidos del mercado

Uno de los aspectos que más interesa a la hora de comprar un scooter nuevo de 125 cc es su...

10 razones para no abandonar el scooter en invierno

10 razones para no abandonar el scooter en invierno

Conducir un scooter en invierno no es siempre agradable, sobre todo por dos razones: llueve y hace...

Los scooter 125 cc más rápidos del mercado

Los scooter 125 cc más rápidos del mercado

La velocidad máxima de un scooter de 125 cc es un aspecto muy importante para decidir la compra de...

Novedades

BMW F 750 GS 2018: Review y primeras impresiones

El trabajo realizado en la nueva BMW F 750 GS es un desarrollo completo de toda la moto, volver a...

Las motos nuevas presentadas en el Salón ´Vive la Moto´ de Madrid

Las motos nuevas presentadas en el Salón ´Vive la Moto´ de Madrid

El Salón "Vive la Moto", que este fin de semana se está celebrando en el IFEMA de Madrid, nos ha...

Torrot Velocípedo: revolución eléctrica en tres ruedas

Torrot Velocípedo: revolución eléctrica en tres ruedas

Torrot sigue adelante con su evolución como marca centrada en la movilidad eléctrica y su próximo...

Macbor, la marca propia de Motos Bordoy, se presenta con seis modelos inéditos

Macbor, la marca propia de Motos Bordoy, se presenta con seis modelos inéditos

Macbor irrumpe en el mercado con modernos modelos de 125cc y 250cc de diseño propio para diversos...