• Compartir en WhatsApp
  • Síguenos en Twitter
  • Síguenos en Facebook
  • Síguenos en YouTube
  • Síguenos en Instagram
  • Contacta con formulamoto.es
  • RSS
Sucríbete a la newsletter Kiosco de revistas LUIKE

Gas Gas presenta preconcurso de acreedores con 24 millones de deuda

Publicado el viernes 23 de enero de 2015
Gas Gas presenta preconcurso de acreedores con 24 millones de deuda

Mal trance para Gas Gas. Su situación financiera le ha llevado a acogerse a la figura legal del preconcurso de acreedores para poder dar continuidad a la empresa. La marca gerundense está tratando de refinanciar su deuda con bancos y acreedores.

Arrecian de nuevo los malos vientos de tramontana sobre la marca de Salt (Girona) que acumula deudas por valor de 24 millones de euros. Cifra nada baladí para una empresa que factura 40 millones anuales.

La figura legal del preconcurso concede a las empresas un lapso de cuatro meses para conseguir refinanciar o saldar la deuda. En ese espacio de tiempo ningún acreedor puede presentar reclamaciones judiciales que pudieran causar concurso de acreedores o incluso la quiebra. Pulmón cuatrimestral. En mayo expira el plazo.

Durante esa venia, Gas Gas debe encontrar vías de refinanciación con bancos y acreedores -o un nuevo socio inversor- para recapitalizar la sociedad y recobrar su normal funcionamiento fabril. Según apuntan voces cercanas a la empresa, los socios del accionariado actual están de acuerdo en seguir dando apoyo a la compañía siempre y cuando la banca y la administración les den también soporte. El principal acreedor es el Banc de Sabadell con 14 millones asumidos cuando absorbió a la Caixa del Penedés.

En ocasión de anteriores dificultades financieras, el Institut Catalá de Finances ya prestó dinero a Gas Gas y parece ser que ahora se le pedirá refinanciación y ampliación de crédito. Por otra parte, la sociedad pública catalana Avança le concedió dos millones de crédito en un reciente pasado y estaría dispuesta a capitalizarlos convirtiéndolos en acciones societarias. También ha trascendido que han contactado con el Departament d´Industria de la Generalitat pidiendo ayuda en la búsqueda de un nuevo socio capitalista.

En la actualidad el control societario está en manos de un grupo inversor israelí que posee el 67%. El director general, Ramón Puente, posee el 22% y la sociedad Ingenia, con presencia de instituciones públicas, el 10%. La compañía produce 8.500 motos anuales, factura 40 millones de euros anuales y emplea a cien trabajadores. Desde la presentación de preconcurso a los juzgados de Girona ha cesado la producción por falta de componentes con que ensamblar las motos.

 

0