Toda la verdad sobre Penitentes 2019

Publicado el martes 23 de abril de 2019
Ruta de los Penitentes

El pasado sábado 6 de abril tuvo lugar un encuentro de trabajo en la ciudad de Bayonne (Francia) en la que los representantes del Moto Club Monrepós, organizador de la "Ruta de los Penitentes" se reunieron con representantes de la Federación Francesa de Motoristas en Cólera (FFMC) que a su vez, y a través de FEMA (Federación Europea de Asociaciones de Motoristas), contaron con la representación de los motoristas españoles mediante la asistencia de un representante de la AMM (Asociación Mutua Motera). La reunión, enmarcada en la ronda de conversaciones que los organizadores mantienen desde hace tiempo con la FFMC, tenía como objetivo ahondar en el esclarecimiento de los extraños hechos ocurridos en la edición de 2017 de la ruta turística, que fue prohibida por la Autoridad Francesa en el último momento bajo unas acusaciones manifiestamente falsas de haber causado "graves atentados al orden público en España durante el transcurso de la edición 2016".

Esta prohibición, realizada en el último momento, obligó al aplazamiento "in extremis" del evento con graves trastornos para participantes y también para los hosteleros de la zona, que registraban un lleno absoluto para el evento. Por parte de la FFMC asistieron Bernard Hanriot, delegado de la FFMC en Pirineos Atlánticos; Pierre Aubert, miembro del consejo de administración; Christophe Boulais, secretario; Jean Luc Lacourt, vocal adjunto; y Michel Amerigo, vocal adjunto. En representación de la Asociación Mutua Motera asistió Fermín Hernández, delegado de la Comunidad Foral de Navarra. Por último y como representantes de la entidad organizadora, tomaron parte en el encuentro Javier Berna, delegado; Alberto Alcalá, vocal; y Rafael Lombar, antiguo corresponsal de Motojournal en España, que actuó en condición de intérprete por su dominio absoluto del idioma, en especial en el plano técnico y legal.



Dicha reunión debía haberse celebrado tiempo atrás pero tuvo que ser pospuesta en varias ocasiones por enfermedad de uno de los principales actores que debían tomar parte en ella. En 2018, recuerdan los responsables del Moto Club Monrepós, fue el trabajo desinteresado de Juan Carlos Toribio y de IMU (Unión Internacional de Motociclistas), combinado con la asesoría francesa, lo que permitió el desarrollo normal de la XIII Ruta de los Penitentes pese a los problemas que asediaban el evento. "Juan Carlos, al conocer de primera mano todo lo que ocurría, fue el primero en dar un paso al frente y ayudarnos de forma totalmente desinteresada. Sin él nunca hubiese podido celebrarse la edición 2018. Esperamos algún día poder agradecérselo de la forma que merece" afirman desde la organización. Una edición 2018 que fue un rotundo éxito organizativo como ya te contamos en formulamoto.es.

Prohibición contradictoria y sin sentido

Los expertos de la FFMC valoraron los edictos de prohibición emitidos por el Prefecto Francés en 2017 como "totalmente contradictorios y sin sentido", y consideraron que todo lo ocurrido, cuando se prohíbe el evento de nuevo (pero esta vez a las 18.57 horas del día antes de celebrarse, siendo la última hora para presentar un recurso las 19:00 horas), dejó a la organización sin posibilidad de defensa y evitando la posibilidad de un recurso que paralizase la prohibición. Por fortuna, la rápida actuación de los organizadores permitió que Penitentes se celebrase finalmente a pesar de todos los contratiempos. Todo ello, con toda lógica parece enmarcarse en la misma línea de los ataques y extraños problemas que venía sufriendo Ruta de los Penitentes desde 2015 en lo que la mayoría de motoristas han considerado como un intento claro de hacer desaparecer el evento.



Unos problemas que han coincidido en el tiempo con otros acontecimientos que marcan una línea temporal de casualidades. Es conocido que en los años 2013 y 2014 el Moto Club Monrepós rechazó ofertas de compra del evento y también contratos de esponsorización "que supusiesen una venta del alma del evento y su independencia", consolidándose con gran éxito, como una oferta totalmente independiente realizada desinteresadamente por motoristas y para motoristas, aunque sin sponsors ni colaboración alguna salvando el meritorio apoyo del fabricante de neumáticos Dunlop. Coincidió también en el tiempo con extraños sucesos como los ocurridos en 2016 y que ya te contamos en Fórmula Moto en primera persona y que nunca se han visto en otra ruta similar, ni aun circulando por las mismas carreteras.

Según ha podido saber Fórmula Moto, al parecer en España no se puede realizar una acción que desemboque en la prohibición de Penitentes como se hizo en Francia. Todo apunta a que este pudiera ser el motivo por el que saltó interesadamente y contra todo pronóstico el problema al país vecino, donde además se añade otra legislación, con otro idioma y otros matices técnicos que dificultan todo el proceso. Hay que recordar que en 2014, como explicaba Antonio Herrero en estas páginas, Penitentes recaló en la ciudad francesa de Pau con gran apoyo de las autoridades y cobertura de la cadena televisiva France3, además de TVE en España. Desde 2006, en todas las ediciones celebradas nunca se había puesto objeción alguna al evento por parte de Francia, sino más bien todo lo contrario, con gran entusiasmo de la población local.



En esta línea, hay muchos aficionados que ven en lo ocurrido a Penitentes una suma de intereses económicos y otros con objetivos desconocidos para provocar la caída del evento, lo que sin duda explicaría la enorme inversión económica realizada en gestores de redes sociales (Community Managers) y en identidades falsas en las redes sociales con el fin de confundir a los participantes y desacreditar a los organizadores. Tras el aplazamiento de la edición 2017, siguió una espontánea campaña de apoyo por todo el país bajo el lema "Yo soy Penitente". Sin embargo, esta se detuvo tras un violento ataque en redes sociales contra los organizadores, recordamos, que comenzó de modo abrupto y simultáneo en varios frentes a mediados del mes de mayo de 2017 mediante el uso de los denominados "BOTS" (programa informático autónomo que es capaz de llevar a cabo tareas concretas que imitan el comportamiento humano) que procedían de una misma dirección IP falsa. Estos, utilizando identidades falsas, simulaban ser participantes de la Ruta Penitentes vertiendo toda clase de mentiras con el fin de arrastrar a los verdaderos participantes afectados a una campaña de odio sin parangón en la historia del motociclismo nacional.

Una situación adversa muy difícil de gestionar para el club aragonés, que provocó además numerosos problemas de índole psicológica entre los voluntarios del evento, algunos de los cuales no pudieron soportar lo ocurrido, siendo incapaces de frenar la ofensiva sin más recursos que su buena voluntad.

Una mirada al futuro

No obstante, desde la FFMC, pensando en el futuro, consideraron que el cambio en la prefectura de Pirineos Atlánticos puede ser muy importante en lo sucesivo, pues se ha constatado que en la vertiente francesa hay un importante apoyo a la Ruta de los Penitentes, tanto por empresarios locales como por la población local y los motoristas, habida cuenta del claro revulsivo que ha supuesto para el turismo en motocicleta, capaz de llegar a los lugares más recónditos de la geografía. Penitentes es un evento muy querido y consolidado en el país vecino. Fruto de ello es la imagen legendaria y simpática de "François y su Renault 4" o los "Niños de Lourdes" que forman parte del imaginario colectivo de la Ruta de los Penitentes.



Asimismo desde la FFMC se comprometieron a seguir trabajando en la celebración de Penitentes con el formato y el éxito de siempre, y a animar a los motoristas franceses a participar en la ruta el próximo año en lo que debe ser "un gran día de convivencia entre motoristas de ambos países". De igual modo, el delegado de la FFMC envió un tranquilizador mensaje en vídeo para los motoristas españoles en que asegura que "haremos todo lo posible para celebrar la próxima edición de la Ruta de los Penitentes en los Pirineos Atlánticos, donde todos los motoristas españoles seréis bienvenidos". La ilusión por parte de los representantes de los motoristas franceses es total y podría incluso involucrar amplios sectores y asociaciones del país vecino.

Por el mismo motivo se consideró necesario dejar en suspenso la edición 2019, con el fin de que su celebración no eche más leña al fuego de los acontecimientos, pues a lo largo del periodo de inscripciones y pese a la gran acogida que ha tenido el evento, no han cesado los indicios que presagian que puedan ocurrir sucesos anómalos antes, durante o después de la ruta.

Cancelaciones de eventos en Aragón

Por si todo lo anterior fuese poco, Fórmula Moto ha comprobado a través de la hemeroteca que son muchos los organizadores de eventos de diversos tipos, especialmente clubes deportivos de diversas especialidades como ciclismo, triatlón€ que han sufrido serios problemas durante los últimos años en Aragón, donde que además ha habido un constante goteo de extrañas suspensiones, cancelaciones y aplazamientos de eventos, muchos de ellos realizados en el último momento, unido a denuncias, expedientes y otros contratiempos diversos. Ello ha provocado una gran controversia a lo largo de toda la región y ha sido tratado en numerosas ocasiones por los medios de comunicación generalistas.



Parece pues un problema endémico en Aragón que no se circunscribe solo a Penitentes ni al mototurismo. A pesar de todo muchos aficionados comentan en los últimos años que llama mucho la atención que eventos motoristas similares, por no decir idénticos, pero en este caso promovidos u organizados por empresas, no hayan tenido los mismos problemas al realizar sus eventos en Aragón, o por lo menos no haya noticia hasta la fecha de tales problemas.

Punto y aparte hasta 2020

Este punto y aparte permite poder preparar con serenidad la edición de 2020 en lo que debe ser "una gran fiesta del mototurismo y un ejemplo de los valores que este debe transmitir" en un evento que contará, sin duda, con el masivo apoyo y colaboración de las asociaciones en defensa del motorista de ambos lados de los pirineos en lo que es ya una de las pocas rutas turísticas de renombre que siguen siendo totalmente independientes frente a la masiva organización de eventos similares por toda España promovidos exclusivamente por empresas como parte de su estrategia de marketing.



No obstante, analizando lo ocurrido, los responsables de la FFMC instaron a los motoristas españoles y al Moto Club Monrepós a pasar página, a pesar del dolor y la impotencia sobre lo ocurrido en 2017 y a mirar al futuro para enfocarse en la próxima edición, tomando todas las garantías legales para evitar que la injusticia y la arbitrariedad cercenen el evento: "no ganaremos nada removiendo el pasado, más aún cuando todo el personal de la prefectura es diferente y muy abierto a este tipo de iniciativas de las asociaciones que fomentan el turismo y la riqueza en nuestro territorio". Sin embargo, desde el Moto Club Monrepós afirman que Penitentes solo se convocará "cuando exista la absoluta certeza de que ningún problema externo va a interferir en el desarrollo y que se va a salvaguardar el honor de los participantes del evento". Aunque añaden que "el apoyo de la FFMC es vital porque además cuenta con un gran gabinete jurídico que ha cosechado innumerables éxitos para los motoristas franceses. Ello facilitará en el futuro toda la gestión del evento en suelo francés y evitará los problemas y arbitrariedades".



0
Nuestros vídeos en

Las 10 principales novedaes de 2018
Estas son las mejores novedades desveladas en el pasado Salón de Milán

Especial MotoGP