La Ruta Penitentes 2016: en primera persona

Comentar Publicado el jueves 12 de mayo de 2016
La Ruta Penitentes 2016: en primera persona

La experiencia de La Ruta Penitentes tienes que vivirla en primera persona. Para comprobarlo, aquí te ofrecemos el relato de algunos de los protagonistas de esta edición 2016.

Diego Cornejo se estrenaba en Penitentes y lo hacía a lomos de una Triumph Tiger 800, su primera moto grande y con la que va cogiendo experiencia tras sustituir su anterior Piaggio X-EVO 400.

"Partí con la ilusión de haberme inscrito allá por el mes de febrero, seguido de la preparación de la moto y "roadbook", y ver aproximarse con impaciencia la fecha deseada. Una vez en Baños de Panticosa, viendo el nivel de los participantes y la ilusión y responsabilidad de los organizadores, me hizo entender que estamos ante una irrepetible jornada de moto que quedaba por llegar. Y así fue.



Yo me lo pasé "pipa", aunque como podéis imaginar sufrí en alguna ocasión.
Además considero que tuve algo de suerte porque podría haber sido mucho más complicado con lluvia, nieve, tráfico. Con caída, en parado, incluida, en una zona desierta... perdón, ¡me fallaron las piernas!

Muchas gracias, Agustín. Gracias por la preparación, por esperarme, por tirar del grupo. Por todo. No habría sido posible sin ti. Antonio y Ramón, qué bueno compartir esta jornada espectacular y esta ruta maravillosa. Definitivamente el Pirineo engancha. ¡Nunca haréis una Ruta Penitentes tan despacio como la de este año! Mi hermano Héctor también está impresionado y agradecido. Os aseguro que esta experiencia no la olvidaré".

Por su parte, Agustín Sanz ya ha disfrutado de su segunda edición de Penitentes y nos ha querido reflejar sus sensaciones en esta ocasión.

"Mi segundo año, esta vez con grandes amigos y todos, menos yo (BMW F 800 GS), con monturas inglesas. Por un lado con la pareja TIGER, los hermanos Cornejo... Diego ( Triumph TIGER 800) y Héctor ( Triumph TIGER SPORT 1050), son del Barça€ es lo único malo que tienen.

Por otro lado con los "MASTERS", los señores BONNEVILLE... Antonio Herrero, gran amigo, Saldañés y profesional de la moto como la copa de un pino, y Ramón López, director de Fórmula Moto, ambos con Triumph Bonneville Street Twin. Con los 4 "Triumph-fásticos" detrás de mí, ha sido como un examen de casi 18 horas...

Este año estrenaba porta-roadbook en la moto y lo cierto es que no se ha dado mal. En parte gracias a la gente del Club Monrepós que se han currado un libro de ruta perfecto, más corto que el año pasado, sencillo y fácil de seguir para no perdernos ni una sola vez. Toda la ruta se desarrolla entre Aragón y Navarra, un sube-baja continuo, pero sin los grandes picos del Pirineo Francés. Las nieves del otro lado de la frontera han impedido recorrer territorio vecino. Realmente, yo lo he echado mucho de menos... Lástima.

Comenzamos con la búsqueda del tan ansiado Añisclo, este año en bajada y prontito, de madrugada, para no encontrar tráfico. Esta búsqueda nos lleva por Panticosa, Biescas, Broto, Sarvisé y Fanlo, para salir del cañón en Escalona... Tenemos previsto el primer almuerzo en Ainsa, ni más ni menos que en el interior del Castillo; pero a pesar de estar a solo 10 kilómetros, el rutómetro nos hará dar un paseíto de 120 km. Laspuña, Los Molinos, Tierrantona, Troncedo, Graus y de un embalse, el de Barasona a otro, el de El Grado. Subiremos hasta Ainsa por El Grado, Naval y finalmente bordeando las turquesas y frías aguas del embalse de Mediano. Café caliente, algunas fotos, charleta con los compañeros de ruta y de nuevo a la moto€ solo nos quedan 500 y pico kilómetros y llevamos casi 5 horas.

Continuaremos hacia Boltaña y el siguiente tramo nos conducirá hacia el famoso Nocito en sentido contrario al año pasado, esta vez sin confusiones siguiendo el libro de ruta. Pasaremos la N-330 (A-23) por debajo y seguiremos por Rasal, La Peña, Murillo de Gállego, Ayerbe, Santa Eulalia de Gállego, Biel, Luesia, Uncastillo, Sos del Rey Católico, Navardún. Aquí evitaremos los tramos de pista, nuestra NO experiencia y nuestro SÍ juicio nos llevan hacia lo negro. Estoy convencido que la pareja PRO con sus Bonnevilles habrían estado encantados ir hacia lo marrón, sobre todo el Sr. Herrero...

Para finalizar el tramo, buscaremos Puente La Reina de Jaca pasando por Urriés, Los Pintanos, Bagüés, Larúes, Bailo... puff "very bored". Lo cierto es que han sido unos 250 km desde Boltaña que NO me han gustado... zona muy desértica, pueblos muy bonitos, pequeños, abandonados, con grandes castillos e iglesias (algunos ya los conocía)... pero no me ha aportado nada, sube-baja continuo con poco desnivel, mucha curva y carreteras malas, rotas, obras, grava, mucha grava... Por 3 veces he hecho patinaje y a punto de caer cuando escapaba de una BMW K1600 GTL... Sí, la dejé atrás, pero casi me cuesta un susto. Esto es Penitentes, si no te gusta te quedas en casa y creo que esta parte fue mi penitencia particular. Seguiremos desde Puente La Reina de Jaca. ¡Por fin vamos a lo verde! Dejaremos el imponente pueblo de Berdún a un lado para buscar la subida hacia Fago siguiendo el cauce del río Majones pasando por Villareal, Majones y poco después de Fago hacemos izquierda y otro precioso Valle nos espera. El Valle de Roncal.

Pasaremos por Garde, Roncal, Urzainqui, Isaba y continuamos dirección Francia para desviarnos en la NA-2000 y buscar el Valle de Ansó. A poco de pasar Ansó haremos otro giro para buscar el Valle de Hecho y repetiremos el tramo del año pasado Jasa, Aisa, Borau... más que nada para comprobar si han arreglado ya la carretera. ¡Pues, no! Está igual o peor que el año pasado. ¿Volveremos en 2017? El último tramo es rápido por la N-330 hasta Jaca, para repostar la última vez, dar un trago de agua y tomar alguna barrita energética. Ya solo nos quedan 100 kilómetros, pero os recuerdo que esto es Penitentes y alguna sorpresa tendremos.

Se nos ha echado la noche encima y me temo que no podremos disfrutar de todo el esplendor del Monasterio de San Juan de la Peña y la bonita ruta que nos lleva hasta él. Por suerte yo ya lo conozco, lo he visitado, y de día, he podido disfrutar de las curvas, las vistas y el paisaje. Tras pasar el Monasterio nos adentraremos en un bosque espectacular y sobre todo negro, muy negro... Aquí me acordé mucho de Javier Berna Moral, cada curva, cada bache, cada grano de tierra suelta. Mis vista ya muy cansada, mis pobres luces (el año que viene pongo faros auxiliares como que me llamo Agustín), los que me seguían (está claro que no me podía rajar a estas alturas)... pensé que el mayor problema era el famoso charco y resulta que el charco era el postre de unos cuantos kilómetros de "mierda" que me lo hicieron pasar canutas un buen rato. Tras pasar el "charco" todo volvió a la normalidad y buscamos la N-330 dirección Sabiñanigo para enfilar el camino al Balneario de Panticosa.

Cierto es que estos últimos kilómetros desde Biescas al Balneario de Panticosa eran de sobra conocidos y nos lo habíamos recorrido 2 veces de subida y otras 2 de bajada... pero se hicieron eternos. Hacía mucho frío y soplaba muy fuerte... últimas subidas, últimas paellas y por fin, el arco de META. Después de 730 km, de 17 horas y 40 minutos, de las cuales 14 horas y 10 minutos han sido rodando, ¡somos PENITENTES 2016!


 

Enhorabuena Diego, Héctor, Antonio, Ramón... a unos por haberos estrenado de esta forma, a pesar de la poca experiencia (con dos cojones) y a otros por aguantar en cola kilómetro tras kilómetro, dando soporte técnico y ánimos.

Con el clima hemos tenido mucha suerte, las previsiones iniciales no eran muy buenas, pero finalmente hizo un día totalmente soleado, bajas temperatura y viento. Apenas sin nubes. Lo cierto es que el frío ha sido muy soportable con el equipamiento que llevaba, y los puños calefactables han hecho su labor.

Las cinco motos se han portado muy bien, nos asustaba la pequeña autonomía de las "Bonnie", pero circulando a velocidades bajas el consumo se reduce mucho y no hemos tenido problemas. Había suficientes gasolineras para no sufrir.

La ruta Penitentes 100%, sin Francia, sin grandes picos, muchos kilómetros por terreno hostil y "feo", también por zonas preciosas y muy poco frecuentadas, verdes, marrones, amarillos y algo de blanco a lo lejos, muchos ríos y embalses, y como le gusta a Berna, una ruta con mucha historia.

La experiencia fantástica, rodar junto a más gente es muy diferente a ir solo. Dependes de los demás y los demás dependen de ti... es complicado y creo que he aprendido mucho. Será un placer repetir el año que viene".

0

Scooter 125

Cómo limpiar a fondo tu moto o scooter

No sólo es una cuestión de apariencia. Limpiar la moto adecuadamente es obligatorio para un...

Los scooter 125 cc más rápidos del mercado

Los scooter 125 cc más rápidos del mercado

Uno de los aspectos que más interesa a la hora de comprar un scooter nuevo de 125 cc es su...

10 razones para no abandonar el scooter en invierno

10 razones para no abandonar el scooter en invierno

Conducir un scooter en invierno no es siempre agradable, sobre todo por dos razones: llueve y hace...

Los scooter 125 cc más rápidos del mercado

Los scooter 125 cc más rápidos del mercado

La velocidad máxima de un scooter de 125 cc es un aspecto muy importante para decidir la compra de...

Motos Custom

Las 8 mejores motos custom 125
Las 8 mejores motos custom 125

Las 8 mejores motos custom 125

La estética custom y retro está mas de moda que nunca y las motos 125cc son una gran opción para...

Esto es Drag Style

Esto es Drag Style

Hola amigos. Tengo una Harley-Davidson Sportster 1200 R de 2005 que, desgraciadamente, uso muy...

Subastada la moto que diseñó Wayne Rooney

Subastada la moto que diseñó Wayne Rooney

La custom, Lauge Jansen, que fue diseñada por el delantero del Manchester United, ha alcanzado un...

La Harley-Davidson que sobrevivió al tsunami japonés

La Harley-Davidson que sobrevivió al tsunami japonés

El Harley-Davidson Museum expone la moto del japonés Ikuo Yokoyama, modelo que navegó durante más...

Nuestros vídeos en

Las 10 principales novedaes de 2018
Estas son las mejores novedades desveladas en el pasado Salón de Milán

Especial MotoGP