BMW R 1250 RT: última generación bóxer

Publicado el martes 18 de septiembre de 2018

Al hilo de la renovación presentada por la R 1250 GS, la rutera BMW R 1250 RT contiene sus mismas armas dispuesta a liderar, en su caso, el segmento de las motos GT.

La saga RT siempre ha definido los modelos turísticos más equilibrados de la gama BMW. Un plus de incalculable valor frente a otras alternativas de gran cilindrada de la firma germana como la serie K (dotada históricamente de modelos de tres, cuatro y, en la actualidad, de seis cilindros) radica en el equipamiento de su motor bicilíndrico bóxer. De cara a 2019, ante la renovación presentada por su hermana trail BMW R 1250 GS, también la Tourer evoluciona en multitud de aspectos en forma de BMW R 1250 RT.

En esta ocasión, BMW ha definido un plan de ruta diferente a lo presente en anteriores temporadas. Cuando se introdujo el motor bóxer refrigerado por agua, se hizo primeramente en exclusiva en la versión R 1200 GS (2013), esperando un año para su adaptación a otras ediciones dotadas de este mismo esquema propulsor. En 2019, sendas GS y RT van de la mano en la introducción del bóxer comercial más potente de la historia. Eleva la cilindrada de los 1.170 cc anteriores a 1.254 cc, aumentándose la potencia máxima de 125 CV a 136 CV a las mismas 7.750 rpm. También se incrementa el par, de 125 Nm a 143 Nm, dato este último obtenido a 250 rpm menos (de &.500 rpm a 6.250 rpm).



Sus credenciales son las mismas expuestas en la nueva maxitrail BMW R 1250 GS. Dispone de distribución variable mediante un sistema ShiftCam que modifica el grado de apertura de cada válvula de admisión de forma independiente para cada unidad, de modo que se logre una respuesta más adecuada y eficaz a medio y bajo régimen, además de un consumo más eficiente y una mejora en la suavidad de funcionamiento. De la misma manera, el accionamiento del árbol de levas se efectúa ahora mediante una cadena dentada en lugar de la anterior de rodillo, además de mejorar el suministro de aceite y un nuevo conjunto de escape.



En lo relativo a la electrónica, de serie equipo dos modos de conducción, control antideslizamiento ASC, asistente de arranque en pendiente HISC y ABS Pro para intervención específica en curvas. Como opción añade modos de conducción Pro con otros modos adicionales, control dinámico de tracción DTC, ABS Pro, asistente de arranque en pendiente Pro y un nuevo control de frenos dinámico DBC que evita la activación involuntaria del acelerador por parte del piloto cuando se frena en situaciones difíciles. Su funcionamiento consiste en la reducción del par motor durante la frenada para poder emplearse por completo la potencia de frenado en la rueda trasera.



Otra novedad de la R 1250 RT respecto a ediciones previas radica en la inclusión, como equipo opcional, del sistema de suspensión Dynamic ESA "Next Generation". Así, el propio sistema se adapta de forma automática al estado del asfalto, compensando la posición de conducción en todas las posibilidades de carga. También se suma como equipo opcional el faro LED frontal, equipando halógenos de serie.



En su instrumentación, la BMW R 1250 RT exhibe de serie una pantalla TFT en color de 5,7 pulgadas, una instrumentación que se completa con indicadores analógicos para velocímetro y cuentavueltas. Como opción se añade el método de llamada de emergencia inteligente SOS. Y como no podía ser de otro modo, los paquetes especiales campan a sus anchas en el catálogo de accesorios BMW, con opciones como la 719 Classic o HP (incluyendo escape especial) para personalizar al máximo la nueva BMW R 1250 RT.

La BMW R 1250 RT se comercializará en un color básico, dos acabados y dos pinturas Spezial Opción 719.



0